Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

POLÉMICA POR EL PIN PARENTAL

Casado se pregunta por qué el Gobierno se preocupa del 'pin parental' y no del "adoctrinamiento en Cataluña"

Pablo Casado afirma que desconoce por qué desde el PSOE y Podemos se espantan por el 'pin parental' y no tanto por otros comportamientos, como el "adoctrinamiento en Cataluña".

ondacero.es
  Madrid | 20/01/2020

El presidente del PP, Pablo Casado, se ha preguntado por qué el Gobierno de Pedro Sánchez se preocupa de la libertad de elección en la educación de los hijos y "no del adoctrinamiento" en los colegios de Cataluña y ha insistido en que la polémica sobre la implantación del 'pin parental' está siendo utilizada por el ejecutivo para "tapar" el nombramiento de Dolores Delgado como Fiscal General del Estado.

"Por qué no se preocupa (el Gobierno) de lo que están haciendo en Cataluña donde hay adoctrinamiento y donde a los niños pequeños se les hacen manualidades contra España o a los hijos de guardias civiles se les ridiculiza por hablar español", ha indicado Casado en una entrevista en Antena 3 recogida por Europa Press al ser preguntado por la elección de actividades que defiende el PP en los centros escolares. Asimismo, ha recordado que Carlos Sastre, "terrorista de Terra Lluire condenado por poner una bomba a un hombre en su casa y despedazarlo delante de su mujer" ha estado "impartiendo cursos a los niños catalanes.

Casado ha recordado que 'el pin parental' fue implantado "hace ocho meses en Murcia' y en Madrid "ni siquiera existe". Y se ha preguntado cuál es el problema de que los padres puedan decidir sobre la educación de sus hijos. "En la Comunidad de Madrid, principios de curso, los colegios informan de las actividades extraescolares y los padres deciden si los niños asisten o no", ha indicado Casado, quien ha recordado que en las CCAA del PP existe libertad de elección de colegio. "Si hay una cooperativa que quiera hacer un colegio animalista o mulsulmán que lo haga, pero que los padres puedan elegir", ha reiterado.

Al mismo tiempo que Casado ha defendido la libertad de los padres para elegir la educación de los hijos, ha insistido en defender la necesidad de que exista un curriculum común para todo el Estado. "Nos planteamos incluso que haya una ley a nivel nacional que fomente el bilingüismo, el castellano como lengua vehicular y que las materias troncales sean nacionales e iguales y que luego haya apuestas por materias nuevas en las que nuestros hijos tengan que trabajar en el futuro". Y ha reiterado que, para actividades extraescolares como las que defiende "la ministra Montero o el señor Sastre en Cataluña tengan que tener una autorización de los padres".

Asimismo, ha asegurado comprender que en lugares como Murcia donde los toros han sido declarados bien de interés cultural y se pueda plantear un taller en los colegios sobre tauromaquia, los padres puedan decidir sobre la asistencia de sus hijos. "Si hay padres que consideran que sus hijos son sensibles al toro o yo no quiero que a mi hijo le eduquen sobre la tauromaquia, me parece perfecto", ha indicado Casado, para quien lo importante "es la libertad sobre el adoctrinamiento".

El presidente de los populares ha reiterado que "el problema (con el 'pin parental') es que el Gobierno ha nombrado a Dolores Delgado fiscal General del Estado". Por ello, considera que "ocho meses después de aprobarse en Murcia, que no es de Vox, y 15 años después de que el PP lo pusiera en vigor en la Comunidad de Madrid para todo el curso, el 'pin parental' es una cortina de humo para no responder sobre la Fiscalía General y habla sobre cuestiones subrealistas que recomienda el ministerio de Igualdad para dividir a la sociedad".

Asimismo, ha recordado a la Ministra de Educación, Isabel Celaá, Celaá y a la de Igualdad, Irene Montero, que "los regímenes comunistas dicen que los hijos no son de las familias sino del Estado y que los padres que no están a favor del régimen tienen que ser denunciados por sus hijos".