Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

DURANTE UNA PRUEBA DE ACROBACIA COLECTIVA

Dos paracaidistas brasileños mueren al intentar formar los aros olímpicos en el aire

Tragedia en Brasil. Dos paracaidistas brasileños han fallecido al intentar formar la anilla olímpica en el aire junto a otras 28 personas. El accidente ha sido provocado por el enredo de los equipamientos de ambos paracaidistas durante su descenso. El Comité Organizador de los Juegos Olímpicos ha señalado que la actividad no formaba parte de la preparación para la ceremonia inaugural.

EFE | Madrid | 01/07/2016

Aros olímpicos

Aros olímpicos / agencias

Dos paracaidistas brasileños murieron cuando participaban junto a otras 28 personas en un intento de formar los aros olímpicos en el aire, informaron las autoridades del estado de Sao Paulo.

Según el informe de la Policía Civil, el accidente, al parecer provocado por el enredo de los equipamientos de ambos paracaidistas en su descenso, ocurrió el miércoles en Boituva, a 117 kilómetros de Sao Paulo -la capital regional-, considerada uno de los polos nacionales para la práctica del paracaidismo.

En el accidente, que ocurrió al final de la prueba de acrobacia colectiva, murieron Gustavo Correa Garcez, de 39 años, campeón nacional y con varios récords suramericanos, y Guilherme Bastos Padilha, de 47 y también instructor de paracaidismo.

Bastos Padilha murió víctima de un traumatismo craneano y Correa Garcez consiguió ser llevado con vida a un hospital de Boituva, donde falleció minutos después.

Los equipamientos pasarán por una pericia policial para determinar las causas del accidente. El Comité Organizador de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016, que comenzarán el 5 de agosto, señaló que la actividad de los paracaidistas no formaba parte de la preparación para la ceremonia inaugural de la cita veraniega.