Iba en un coche junto a un segundo arrestado que tenía cuatro sanciones anteriores por el mismo motivo

Detenido un hombre en Elche tras recibir 32 sanciones de la Policía por saltarse el estado de alarma

Ha sido expedientado 14 veces por la Policía Local y otras 18 por el Cuerpo Nacional de la Policía

David Alberola García | Monserrate Hernández

Elche | 08.04.2020 13:59

La Policía Local de Elche está vigilando el correcto funcionamiento del estado de alarma en el término municipal de la ciudad.
La Policía Local de Elche está vigilando el correcto funcionamiento del estado de alarma en el término municipal de la ciudad. | Onda Cero Elche

Un vecino de Elche ha adquirido, al menos hasta el momento, el dudoso honor de ser el ciudadano de España que más veces, treinta y dos, ha sido sancionado por incumplir el confinamiento decretado por el estado de alarma provocado por la pandemia de coronavirus. De los expedientes que contra él se han incoado, 14 fueron cumplimentados por agentes de la Policía Local y 18 por la Policía Nacional.

En la tarde de ayer volvió a ser sorprendido por agentes de la Policía Nacional desoyendo la prohibición de no bajar a la calle sin tener alguna de las razones permitidas en el Decreto de declaración del estado de alarma y fue arrestado, pasando a disposición judicial.

Fue interceptado cuando se desplazaba en vehículo junto a otra persona que resultó igualmente detenida y que también había sido sancionada anteriormente, concretamente en una ocasión por la Policía Local y en tres más por la Policía Nacional.

A los dos detenidos se les atribuye presunto delito de "desobediencia grave" al saltarse en reiteradas ocasiones las normas establecidas por el estado de alarma.

Ambos han sido puesto a disposición del Juzgado de Instrucción en funciones de Guardia de Elche.

La concejalía de Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento de Elche ha confirmado esta información dada a conocer en la comparecencia del subdirector general de Logística e Innovación de la Policía Nacional, el comisario principal José García Molina, así como que las autoridades se vieron obligados ayer a arrestarle y ponerle a disposición judicial.

Tanto la Policía Nacional como la Local han reforzado con controles selectivos los accesos a las localidades susceptibles de albergar a ciudadanos con segundas residencias.