LOS PROTAGONISTAS DE 'ANNUAL, 1921'

Fernando Primo de Rivera

Fernando Primo de Rivera defendió la posición de Dar Drius y combatió duramente contra los rifeños en el río Igán para que pudiera pasar la columna dirigida por el general Felipe Navarro, que tras la pérdida de Annual se retiraba hacia Batel, Tistutín y Monte Arruit.

ondacero.es

Madrid | 19.07.2021 06:29

Fernando Primo de Rivera, 'Annual, 1921'
Fernando Primo de Rivera, 'Annual, 1921' | Commons.wikimedia.org/Ondacero.es

Fernando Primo de Rivera nació en Jerez de la Frontera, Cádiz, el 30 de julio de 1879. Hijo del teniente coronel Miguel Primo de Rivera y Sobremonte y de Inés Orbaneja. Su hermano Miguel, general de división, gobernaría España como dictador entre 1923 y 1930.

Inició su vida militar en la infantería, aunque posteriormente pasó a la caballería, donde salió de 2º teniente. Tras unos años en la Escuela de Caballería de Saumur, Francia, en enero de 1912 fue ascendido a capitán y marchó a Melilla como jefe del 2º escuadrón de cazadores de Taxdir.

En enero de 1920, ya como teniente coronel, fue nombrado 2º jefe del regimiento de caballería Alcántara nº 14, de guarnición en Melilla. Entre mayo y diciembre de 1920 participó en varias acciones en el Rif, ocupando posiciones como Dar Drius, Chaif y Tafersit, entre otras. Ese mismo año se hizo cargo del mando de Monte Arruit.

El 2 de julio de 1921, bajo el mando del coronel Manella, marchó con su regimiento a Dar Drius, desde donde asistió a la ocupación de las posiciones Intermedia A, Intermedia B e Igueriben. El 20 de julio, el general Silvestre le puso al cargo de Dar Drius porque el coronel Manella fue nombrado jefe de la circunscripción de Annual.

Fernando Primo de Rivera destacó por las cargas que realizó con los jinetes del Alcántara en el río Igán contra un enemigo muy superior en número. Sacrificó al regimiento para que pudiera pasar la columna que dirigía el general Felipe Navarro, a la que acompañó hacia Batel, Tistutín y Monte Arruit, donde fue gravemente herido el 30 de julio de 1921.

Finalmente, murió el 6 de agosto de 1921 como consecuencia de la gangrena producida por la herida infectada. El 24 de octubre de 1921, cuando los españoles recuperaron Monte Arruit, su cadáver fue trasladado al cementerio de Melilla. En 1923 sus restos fueron exhumados y enterrados definitivamente en el cementerio de San Isidro, en Madrid. El Rey Alfonso XIII colocó en su féretro la Cruz Laureada de San Fernando.

Temas