Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

La palmera ornamental vuelve a tener salida

El sector viverista de la provincia toma fuerza tras la crisis y sus exportaciones crecen un 10% en 2019

Medio centenar de expositores participan en la Institución Ferial Alicantina en la decimoséptima edición de Viveralia

David Alberola García
 |  Elche | 22/01/2020
Inauguración de Viveralia 2020.

Inauguración de Viveralia 2020. / Institución Ferial Alicantina

El sector viverista de la provincia se ha reinventado y comienza a recoger los frutos: las exportaciones crecieron el pasado año en torno al 10%, dirigiéndose entre otros países a Emiratos Árabes, India o Japón.

Tras la crisis económica que explotó en 2007, el sector apostó por la innovación y ahora comienza a recoger los frutos. De hecho, la planta pequeña de entre 30 y 50 centímetros de diámetro por la que se ha apostado en los últimos años ha crecido de manera muy importante, conviviendo con los habituales productos del sector a partir de la recuperación de ejemplares de arbolado desechado por la agricultura o la producción de plantas como olivos o cítricos.

Así nos lo ha contado este miércoles Francisco Agulló, presidente de la Asociación de Empresas Productoras de Plantas de Vivero de Alicante, que integra a 32 mercantiles de la provincia, de las que alrededor del 80% son de Elche y la comarca del Baix Vinalopó.

El sector mueve una facturación en la provincia de entre 30 y 40 millones de euros anuales.

La palmera ornamental se está recuperando tras su crisis particular provocada por la plaga del picudo rojo y en los últimos años los viveristas han comenzado a recibir demanda.

Hasta 50 expositores en Viveralia

El sector viverista es protagonista hoy en la Institución Ferial Alicantina donde se ha encargado de dar el pistoletazo de salida a su calendario ferial de este año.

Hasta el viernes, medio centenar de expositores muestran todas las novedades del sector en un certamen profesional que ocupa 13.000 metros cuadrados de superficie.

La consellera de Agricultura, Mireia Mollà, ha inaugurado la feria, que cumple su decimoséptima edición y vuelve a contar con la presencia de empresas de otras provincias españolas como Murcia, Valencia, Tenerife, Las Palmas, Barcelona, Madrid y Almería, y también internacionales procedentes de Portugal.

La organización espera registrar en torno a 5000 visitantes durante los tres días de feria.

Este año también hay programada una misión inversa con importadores de Polonia y Portugal.