Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

Mercado de fichajes

LaLiga pone la zancadilla a la UD Almería

Aunque la solvencia estaba garantizada, el organismo solo admite la subida del límite salarial en poco más de 1 millón de euros y complica algunas operaciones rojiblancas

Redacción
 |  Almería | 15/01/2020
Turki Al-Sheikh

Turki Al-Sheikh / UD Almería

La UD Almería ha recibido la respuesta de LaLiga en torno a su petición de subida del límite salarial y no ha sido la esperada, puesto que el organismo regulador de la competición solo ha aumentado poco más de 1 millón de euros el margen para fichajes que la entidad rojiblanca puede realizar en este mercado invernal.

Así pues, en la práctica, el incremento recibido por los almerienses complica algunas operaciones que la secretaría técnica tenía muy encarriladas e, incluso, totalmente cerradas. De hecho, aunque con el capital de Turki Al-Sheikh la solvencia estaba garantizada, tras la comunicación de LaLiga ninguna de las grandes negociaciones del Almería son ahora viables.

 

El caso más sonado es el de la llegada Matías Palacios. La UD Almería llegó a superar al Real Madrid hasta el punto de que San Lorenzo aceptó los más de 8 millones de oferta de los andaluces para que el argentino aterrizara en el Estadio de los Juegos Mediterráneos. Sin embargo, la última contraoferta blanca (14 millones de euros y dejarlo cedido hasta final de temporada) y el poco margen de los rojiblancos tras la respuesta de LaLiga, alejan al joven del sureste de España y le acerca a la capital.

 

Los mismo ocurre con Scarpa o Julián Álvarez, debido a que, en la actualidad, la dirección deportiva almeriense debe trabajar para poder cuadrar los números con poco más de 19 millones de tope salarial. Además, deben hacerlo teniendo en cuenta que, aunque se han incorporado a la plantilla en calidad de cedidos, José María Gutiérrez ya ha visto como Wilfrid Kaptoum y Antonio Sivera —ambos con opción de compra obligatoria en caso de ascenso— han ampliado el vestuario.

Dentro de toda esa incertidumbre, hay un caso especial y es el de Leonardo Di Plácido, que lleva en la capital de Almería desde el inicio de la semana. Esa operación no es que estuviera encarrilada, sino que era una realidad y solo faltaba dejarlo reflejado en el contrato, pero dependía de cuadrar cifras con el nuevo tope. En este sentido, el jugador y sus agentes han querido esperar en tierras andaluzas en lugar de en Argentina. No obstante, pese a que no está descartada su contratación, ahora se ha abierto la posibilidad de que no firme y regrese a Lanús.

 

Por lo tanto, el siguiente movimiento obligado para la UD Almería es intentar aliviar la plantilla para conseguir de manera interna un aumento de los recursos. Para poder acelerar los fichajes, la dirección rojiblanca destinará la semana a decidir sobre las ventas o cesiones, donde Chema, Gaspar, Sekou y René son los principales candidatos para abandonar el club. A ellos habría que añadir a José Romera, que dependerá de si Di Plácido firma finalmente.

TURKI AL-SHEIKH PROMETE UN GRAN FICHAJE

Mientras tanto, Turki Al-Sheikh, propietario del Almería, emitía un comunicado desde Estados Unidos (donde ha sido intervenido por una enfermedad) a colación de la reforma del Estadio de los Juegos Mediterráneos y ha aprovechado la situación para enviar a los aficionados tranquilidad en el aspecto de fichajes.

“En cuanto a los fichajes, le prometo a nuestra afición, si todo va bien, un buen fichaje en los próximos tres días. Tened paciencia y no prisa, lo que está por llegar os gustará. Deseadme buena suerte, la necesitaré”, se podía leer en el tuit compartido en los perfiles oficiales del club. En tres dias, vamos, de aquí al viernes, el Almería hará un fichaje que os va a gustar.

 

El Almería inicia un nuevo capítulo tras la zancadilla recibida por parte de LaLiga en la que intentará sanearlo todo antes del 31 de enero. En este contexto, Aitor Ruibal, el Real Betis y el propio conjunto rojiblanco han alcanzado un acuerdo, pero el Leganés está poniendo difícil su salida. Asimismo, la llegada de Murillo al Celta le abre la puerta a David Costa para vestir la camiseta rojiblanca en calidad de cedido, que permitiría que entrara en los números al no ser un coste excesivamente alto.

¿Que significa? ¿Se podrá hacer finalmente alguna gran operación? Es posible. Lo decíamos antes, hay distintos escenarios como dijo El Assy. Con este incremento no pueden llegar todos, pero si alguno si se ajustan las piezas del puzzle. Por tanto, tras las palabras del propietario se abre una ventana para alguna de esas incorporaciones “importantes”.