Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

NBA | LOS ANGELES CLIPPERS 101 - 104 MINNESOTA TIMBERWOLVES

Ricky Rubio se lesiona en la noche en la que Karl-Anthony Towns arrasó a los Clippers

La noche en la NBA dejó dos lesiones: la de Pau Gasol con los Spurs y la de Ricky Rubio con los Timberwolves. También dejó una actuación digna de mención como fue la de Karl-Anthony Towns, que metió 37 puntos para tumbar a los Clippers (101-104).

Efe | Madrid | 20/01/2017

Karl Anthony Towns, dispuesto a hacer un mate

Karl Anthony Towns, dispuesto a hacer un mate / Getty Images

El base español Ricky Rubio cayó lesionado pero su compañero Karl-Anthony Towns demostró que es uno de los mayores talentos de la competición y lideró a los Minnesota Timberwolves en la victoria a domicilio por 101-104 frente a Los Angeles Clippers, que llevaban siete victorias seguidas.

Fue una victoria llena de significado para los Timberwolves, que llevaban hasta hoy una marca de cero victorias y diez derrotas en partidos decididos por cuatro puntos o menos esta temporada. Towns firmó 37 puntos, 12 rebotes y 5 asistencias, mientras que Andrew Wiggins aportó 27 tantos. Rubio, que se perdió toda la segunda parte, contribuyó con 4 rebotes y 4 asistencias en 17 minutos.

Por parte de los californianos destacó DeAndre Jordan con su mejor marca anotadora como profesional, 29 puntos, a los que añadió 16 rebotes. Los Clippers acusaron la baja de Chris Paul, que se operó este miércoles para reparar un ligamento roto en su pulgar izquierdo y estará de baja entre seis y ocho semanas.

DeAndre, incontenible

Los angelinos, que jugarán 10 de sus próximos 11 partidos fuera de casa, también tienen de baja a Blake Griffin, que se ha perdido 18 encuentros esta temporada.

Los Wolves entraron al partido pisando el acelerador (8-15) y bien dirigidos por Rubio, en ocasiones precipitado -tres pérdidas en siete minutos- pero siempre pendiente de sus compañeros y contribuyendo a una fluida circulación de balón que dejaba en situaciones inmejorables a Wiggins y Towns.

Pero Jordan, incontenible en ataque y terrorífico en defensa, se convirtió en una pesadilla en la zona para el rival y, con ayuda de un sólido Brandon Bass, dio la vuelta a la situación para dar 10 de ventaja a los locales (47-37) poco antes del descanso, al que se llegó con 18 puntos de Wiggins.

Unas molestias del base español en la cadera izquierda obligaron a Tom Thibodeau a iniciar la segunda mitad con Kris Dunn de titular, y el joven base respondió de forma sobria y sin estridencias, permitiendo a los suyos seguir de cerca a su contrincante mientras suministraba más balones a Towns y Wiggins (79-77), que completaban una espectacular exhibición.

Towns tumba a los Clippers

Esa notable actuación de los Timberwolves en el tercer cuarto, algo inusual esta temporada, permitió un desenlace mucho más apretado de lo que prometía la situación. Y más sorprendente si cabe fue la incursión del base reserva Tyus Jones, lleno de desparpajo y vitalidad en el último periodo.

Tras un fantástico intercambio de mates entre Jordan y Towns, dos de los mejores pívots de la Liga, Minnesota permanecía al acecho, y en la recta final, Towns se erigió en héroe. Un triple y una suspensión con Jordan prácticamente encima pusieron las tablas (98-98) con algo más de dos minutos por jugar.

A continuación, otro tiro de media distancia con su firma daba una ventaja mínima a los Timberwolves (101-102), que lograron frenar a su contrincante en los instantes finales (erraron Redick y Crawford a la desesperada) y siguen aspirando a alcanzar los puestos que dan acceso a los playoffs.