Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

COPA CONFEDERACIONES | BRASIL - ESPAÑA

Ramos y Piqué, los más tocados después de la semifinal ante Italia

Los dos centrales realizaron ejercicios de recuperación al margen del resto en el primer entrenamiento de la selección española en Río de Janeiro. Los dos estarán en el once ante Brasil en la final de la Copa Confederaciones en Maracaná.

Agencias | Madrid | Actualizado el 07/05/2015 a las 23:26 horas

Casillas junto al resto de internacionales en el entrenamiento en Río de Janeiro

Casillas junto al resto de internacionales en el entrenamiento en Río de Janeiro / EFE

La selección española ha completado su primer entrenamiento en Río de Janeiro de cara a la final de la Copa Confederaciones, que disputará ante Brasil, en donde Gerard Piqué y Sergio Ramos hicieron trabajo de recuperación dentro de las instalaciones mientras los titulares realizaron carrera continúa y ejercicios con balón en el campo auxiliar del Estadio Joao Havelange.

Tras abandonar Fortaleza y viajar hasta Río de Janeiro, la selección española vivió su primer entrenamiento antes de la final ante Brasil, una sesión enfocada en la recuperación después de [[LINK:INTERNO||||||la semifinal ante Italia]]

Tal y como ha confirmado Sefutbol.com, Sergio Ramos y Gerard Piqué no han salido al césped de las instalaciones brasileñas ya que han realizado recuperación dentro, aunque no arrastran ninguna molestia.

Así, el campo auxiliar del moderno Estadio Joao Havelange ha sido el escenario del entrenamiento de la Selección, en donde los titulares ante Italia han hecho carrera continua y suaves rondos para recuperar después de los 120 minutos del partido de semifinales del jueves. 

Por otro lado, los que no participaron de salida en el partido ante Italia, sí han realizado un entrenamiento más físico. La sesión finalizó con partidos de cuatro para cuatro en campos reducidos.

La selección española no tuvo confirmación hasta última hora de que tras las ruedas de prensa oficiales en Maracaná, finalmente sí podría entrenar en el mítico estadio a las 20:30 horas del sábado, en la víspera de la final, como informaron fuentes de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). 

Vicente del Bosque, seleccionador español, dirigió el entrenamiento muy atento a la evolución de Cesc Fábregas, recuperado de los problemas musculares que le impidieron jugar las semifinales y que se perfila titular en la gran final ante Brasil. 

Cesc, como Soldado, completaron todo el entrenamiento y trabajaron con intensidad. El doctor Cota estuvo pendiente de ellos, preguntando sus sensaciones a la conclusión.

Como el resto de internacionales trabajaron los ejercicios de toque y presión, y acabaron disputando partidos de tres contra tres en reducidas dimensiones, en los que continuamente chutaban a las porterías defendidas por Pepe Reina y Víctor Valdés, en una muestra clara de su buena evolución.

Este sábado sábado, Del Bosque juntará a sus 23 jugadores en Maracaná y probará el equipo que medita alinear en la final de la Copa Confederaciones ante Brasil. Junto a la entrada de Cesc por David Silva, medita introducir alguna novedad más por el cansancio acumulado.