CON ALBERTO APARICI

Aparici en órbita: ¿Por qué hay una proporción menor de mujeres en la ciencia?

Con motivo del Día Mundial de la Niña y la Mujer en la Ciencia reflexionamos sobre la brecha de género que hay en algunas áreas de la ciencia. Para ello, hablamos con Emma Torró, investigadora en el Instituto de Física Corpuscular y con Carolina Iborra y Andrea Sevilla, estudiantes de ciencias de 4º de la ESO, que nos cuentan su experiencia con las ciencias.

ondacero.es

Madrid | 10.02.2022 14:02

Es difícil conocer a qué se debe la enorme brecha de género que hay en algunas áreas de la ciencia -física, ingenierías o ciencias de la computación- en comparación con otras disciplinas. Esto se debe, sin duda, a múltiples factores que hacen que las mujeres eviten especializarse en estas ramas del ámbito científico.

Las mujeres se ven a sí mismas "menos aptas" para las carreras científicas

Aunque las razones de esta desigualdad son múltiples, se observan ciertos patrones generales. Las chicas desde pequeñas se ven a sí mismas como "menos aptas" para este tipo de carreras. De hecho, se hacen encuestas en niños y niñas de 6 años donde la mayoría de chicas no se ven lo suficientemente listas como para hacer una carrera científica, al contrario que los chicos, que tienden a considerarse aptos para ello.

Por otro lado, existe la falsa creencia de que las mujeres no están predispuestas genéticamente para las carreras científicas. Sin embargo, esa posible "predisposición natural" nunca se ha probado científicamente, "jamás se ha encontrado una prueba de que haya un enlace biológico y la carrera que se elige", explica Alberto Aparici.

La brecha de género en la ingeniería informática

Esto influye el imaginario colectivo de que hay carreras "de chicas" y carreras "de chicos". De hecho, cuando en Estados Unidos la carrera de informática no llevaba la palabra "ingeniería", había alrededor de un 50% de chicas y un 50% de chicos. En el momento en que se incorporó la palabra "ingeniería" y pasó a llamarse "ingeniería informática" el número de alumnas bajó drásticamente.

Para evitar que esta discriminación siga ocurriendo, en el Instituto de Física Corpuscular han organizado una serie de actividades enfocadas a chicas de secundaria para animarles a darse cuenta de que la física también puede ser para ellas. Durante todo el día las alumnas recibirán charlas sobre la física de partículas y luego realizarán actividades más experimentales y prácticas.