Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

ANÉCDOTAS Y MOMENTOS TENSOS EN SU ÉPOCA EN EL MADRID

Roberto Carlos: "Del Bosque nos ponía entrenamientos por la tarde porque por la mañana no llegaba casi nadie"

Roberto Carlos ha recordado en una entrevista varias anécdotas de las etapas de Vicente del Bosque, Camacho o Luxemburgo en el Real Madrid, además de momentos más polémicos: "Luxemburgo nos quitó primero las cervezas y luego las botellas de vino. Duró tres meses".

ondacero.es
  Madrid | 10/10/2019
Zidane, Ronaldo, Beckham y Roberto Carlos, durante la etapa del Real Madrid de los 'Galácticos'

Zidane, Ronaldo, Beckham y Roberto Carlos, durante la etapa del Real Madrid de los 'Galácticos' / Getty Images

Roberto Carlos ha concedido una entrevista al Canal 11 de Portugal, donde ha repasado varios de los momentos más divertidos o polémicos de la etapa de Vicente del Bosque al frente del Real Madrid: "Vicente del Bosque era más un amigo. No necesitas reglas. El jugador sabe lo que tiene que hacer. Nos entendía perfectamente. Los entrenamientos de lunes y, a veces de martes, eran a las cinco de la tarde. No los ponía a las 11 de la mañana porque casi nadie llegaba".

Con Camacho, el exlateral brasileño reconoce que hubo más fricciones: "En la época de los galácticos, éramos siete. Un peligro en el vestuario. Teníamos buena relación, menos con Camacho, que aguantó diez días. Llegó al vestuario, saludó a todos, muy serio y con historia en el Madrid. Dijo 'quiero a todo el mundo mañana a las 7 de la mañana'. Normalmente entrenábamos a las 10:30 y hablamos con él para intentar cambiar el horario; nosotros teníamos nuestras costumbres".

Caso parecido fue con Luxemburgo, con el que también tuvieron algún que otro enfrentamiento: "Con Luxemburgo pasó lo mismo. En el segundo partido de Liga, teníamos costumbre de llegar a la concentración, dejar las maletas y, antes de la cena, tomar cerveza y vino. Ronaldo y yo le dijimos 'profesor, aquí la gente tiene sus costumbres, intenta no cambiarlas'".

Pero el técnico brasileño no actuó como tal, como cuenta Roberto Carlos: "¿Qué hizo? Quitó primero las cervezas y luego las botellas de vino. Duró tres meses. El mundo del fútbol es pequeño, las noticias van llegando a la directiva y 'ciao'".

"¿Cómo es posible que hiciéramos tantas tonterías?", reflexiona el exjugador, que recuerda también los viajes tras los partidos: "Acababa cada partido y todo era avión privado. Beckham iba no sé dónde, Figo, Zidane a otro sitio, Ronaldo, yo... Y luego teníamos que entrenar en dos días. Rezaba para que los partidos fuesen los sábados para ir a la Fórmula 1 los domingos. Era una locura".