Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

Nuevo ataque terrorista en Turquía

Al menos 39 muertos y 69 heridos en un atentado en una discoteca de Estambul

En esta ocasión, el escenario de la tragedia ha sido la discoteca Reina, junto al Bósforo, en la que dos atacantes vestidos de Papá Noel han disparado contra los asistentes a la fiesta de Año Nuevo.

Redacción / Agencias | Madrid | Actualizado el 01/01/2017 a las 17:14 horas

Un hombre entró en la madrugada de Año Nuevo a la discoteca Reina de Estambul y abrió fuego contra la multitud allí congregada para las celebraciones del inicio de 2017. El ataque se produjo en torno a las 01.30 horas, cuando en la discoteca había congregadas más de 500 personas. El gobernador de Estambul, Vasip Sahin, confirmó que 35 personas habrían resultado muertas y unas 40 heridas en este nuevo ataque terrorista sufrido por la ciudad más populosa de Turquía.

Durante la madrugada, el distrito de Ortakoy, en el que se encuentra la discoteca Reina, fue tomado por la policía y multitud de ambulancias evacuan a esta hora a los heridos. Aún existen divergencias entre distintas fuentes con respecto al número de atacantes (hay que habla de sólo uno o incluso de tres) así como de su suerte. Se especula con que uno de ellos podría haber sido abatido por la policía turca mientras que del otro -de existir- se desconoce el paradero.

Según informa el diario turco Hürriyet, algunas fuentes presenciales han asegurado que los tiradores gritaban consignas en árabe durante el ataque. Además, una víctima citada por la cadena norteamericana CNN dijo no saber cuántos atacantes había, pero dijo que vio a una persona y se escondió: "Me pegaron un tiro en la pierna -afirmó-. Esos locos disparaban a todo".

Por el momento nadie ha reclamado la autoría del ataque, por lo que permanecen abiertas tanto la hipótesis islamista como la del independentismo kurdo.

El de la sala Reina es un nuevo ataque en Estambul, que ya sufrió hace escasas semanas la violencia terrorista a la salida de un partido en el estadio del Besiktas dejando 44 muertos y casi 200 heridos.