Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

LIGA DE CAMPEONES | OPORTO 2-1 ATHLETIC

Oporto 2 - 1 Athletic Club

El Athletic cayó derrotado en su visita a Oportoy se ha metido en serios problemas para pasar a los octavos de final tras sumar solo un punto de los nueve primeros posibles después de un partido, el de este martes, en el que fue mejor en algunas fases pero que acabó perdiendo por dos errores defensivos.

Agencias |  Portugal |  Actualizado el 22/09/2017 a las 14:30 horas

El Athletic Club de Bilbao ha caído hoy en el Estadio Do Dragao ante el Oporto de Julen Lopetegui, por 2-1, y ya piensa más en caer a la Liga Europa que en seguir en la de Campeones, toda vez que es colista de grupo y las dos posiciones que dan billete a los octavos de final le quedan muy alejadas.

El equipo de Ernesto Valverde ha claudicado en un partido en el que contó con sus opciones, fue capaz de equilibrar tras verse por detrás en el marcador, pero que acabó cediendo con un tanto de Quaresma ayudado en un error de Gorka Iraizoz.

Antes, el mexicano Héctor Herrera había puesto a su equipo por delante con un tanto al filo del descanso y aprovechando un preciosa pared entre Cristian Tello y Juan Quintero; y Guillermo había logrado empatar en el minuto 58 en una de las dos ocasiones que dispuso en la segunda mitad, ya de delantero centro y sin Aritz Aduriz sobre el terreno de juego.

Pero el 2-1 definitivo ha dejado al Athletic, que encadena nueve partidos sin ganar, roto y obligado a mucho más de lo que ha hecho hasta ahora para seguir en la Champions League e incluso para meterse en la Liga Europa. Disputada la mitad de la Fase de Grupos, el equipo rojiblanco es colista, con un punto, y está ya a seis del líder, el Oporto.

A cuatro tiene la segunda plaza del Shakhtar Donetsk, que hoy ha hecho un '7' (0-7) al Bate en Borisov. Incluso el débil equipo bielorruso está por delante de un Athletic que cayó en la visita a un rival que le lleva dos puntos. Con una alineación revolucionada, y Etxeita, San José y Guillermo de titulares, el Athletic aguantó el primer envite de un Oporto también con dudas a pesar de un once más que reconocible.

No obstante, los primeros acercamientos con cierto peligro fueron locales, de Jackson, Quintero y Tello, entre los que se intercaló una caída de Aduriz dentro del área ante el ímpetu de Martins Indi. Pasado el primer cuarto de choque, los de Valverde gozaron de su primera gran oportunidad con un fuerte disparo de San José desde 20 metros que repelió en el palo derecho de la meta de Fabiano.

Otra caída para el debate de Jackson Martínez dio paso a una clara ocasión local. Una oportunidad para el ariete colombiano en la que se le adelantó Laporte, cuando iba a disparar desde el punto de penalti.

En el 'toma y daca' de los últimos minutos del primer tiempo, Guillermo no enganchó en el área un rechace que le cayó en el área tras una jugada a balón parado a su posición; Danilo estampó la pelota en el lateral de la red, a pase de Tello, en una incorporación por su banda; y Susaeta disparó fuera junto antes del primer tanto y el descanso.

El gol que abrió el marcador lo anotó Herrera, solo en segundo palo, aprovechando la atención de la defensa local en Jackson Martínez y una pared entre Tello y Quintero, que le pasó el balón. Dos cambios en el descanso dejaron un once más al uso del Athletic con Beñat y Muniain, aunque uno de los relevados fue Aduriz.

Y precisamente, la ausencia del ariete internacional dio a Guillermo los espacios necesarios para su juego en su posición natural, la de delantero centro. La velocidad del joven delantero bilbaíno le dio dos ocasiones de gol. En la primera, demasiado escorado ya en el área pequeña, se encontró con Fabiano tapando huecos; pero en la segunda dio en la diana, superando al meta local con un tiro cruzado tras deshacerse de dos contrarios en la carrera.

Un buen disparo de lejos de Rico alimentó las esperanzas rojiblancas, pero por poco tiempo, ya que unos minutos después Quaresma, recién incorporado, puso el 2-1 con un duro disparo desde la frontal que se coló por debajo del cuerpo de Iraizoz. Le apareció un nuevo 'hilillo' de esperanza al conjunto vasco en un poderoso remate de cabeza de Laporte, a centro de Beñat en jugada a balón parado.

Pero Fabiano demostró mucha firmeza sobre la misma raya de gol. Ya en el descuento, el Oporto pudo ampliar su ventaja en un remate de Jackson Martínez, solo en el punto de penalti, que se le marchó fuera.