con múltiples metástasis

Jesús Candel, 'Spiriman', anuncia que el cáncer "ha vuelto con fuerza y se vuelve a extender"

Este lunes, el doctor Jesús Candel, popularmente conocido como 'Spiriman', ha anunciado a través de su cuenta de Instagram que vuelve a padecer cáncer de pulmón con múltiples metástasis.

ondacero.es

Madrid | 10.11.2021 10:39

Jesús Candel, 'Spiriman'
Jesús Candel, 'Spiriman' | Instagram Jesús Candel | @spiriman.yeah

El doctor Jesús Candel, conocido como 'Spiriman' y que se hizo famoso en España gracias a los vídeos que compartía en las redes sociales durante la pandemia del coronavirus, sobre la crisis sanitaria y recortes en sanidad, ha anunciado que vuelve a padecer cáncer de pulmón con metástasis extendidas por todo el cuerpo.

Había superado el cáncer en febrero de 2021

En agosto de 2020, Candel confirmó que padecía un cáncer muy agresivo, por lo que estaría ausente durante un largo periodo de tiempo para luchar contra la enfermedad. Tras meses desaparecido, 'Spiriman' publicó en su cuenta de Youtube titulado 'La fuerza del propósito', en el que desde el Pico del Veleta en Sierra Nevada, el doctor comunicó la buena noticia de que había conseguido vencer a la enfermedad, algo que calificó como "su milagro".

Jesús Candel decía en el vídeo en el que hablaba de su curación: "Cuando el 4 de agosto me diagnosticaron un adenocarcinoma de pulmón con tantas metástasis y me dijeron cómo tenía los huesos y los órganos de mi cuerpo, yo deseé e imaginé, me propuse curarme. Hoy he hecho mi promesa porque le dije a la Virgen de las Nieves que si llegaba a lo que hoy me han notificado vendría a darle las gracias y a rezar".

Jesús Candel anuncia su recaída

Ahora, nueve meses después, 'Spiriman' ha publicado en su cuenta de Instagram que el cáncer ha vuelto a aparecer: "El cáncer de pulmón que padezco desde hace más de un año es muy agresivo y me atacó duramente con múltiples metástasis por todo mi cuerpo, a las que fui venciendo poco a poco. Ahora ha vuelto con fuerza y se vuelve a extender".

Candel apunta que el estrés crónico que vivió antes de enfermar fue la causa de que apareciera el cáncer en su vida y confiesa: "a veces me encuentro "Atrapado por mi pasado" como Al Pacino en Carlitos Way".

Si somos capaces de controlar nuestros miedos, podremos recuperar el control de nuestras vidas

Por ello, Jesús Candel reflexiona en su publicación sobre la vida y la enfermedad: "Resulta muy difícil en muchas ocasiones ser feliz porque nos negamos a DEJAR MARCHAR las cosas que nos entristecen, pero si somos capaces de controlar nuestros miedos, podremos recuperar el control de nuestras vidas. Eliminar nuestros miedos es el primer paso hacia una vida más plena y satisfactoria, pero yo también tengo mis miedos y cuesta".

Y aboga por el amor: "Se puede elegir el AMOR frente a la ira, la GRATITUD frente al privilegio y el PERDÓN y la COMPASIÓN frente a la amargura, pero la respuesta neurológica al AMOR, la GRATITUD y el PERDÓN anula los mecanismos cerebrales activados por el miedo".

Pedirle a Dios que te cure es algo que veo injusto y egoísta viendo las desgracias que pasan a otros

Además, el doctor Candel anima a las personas que también están atravesando por una enfermedad como la suya o por cualquier situación difícil a tener fe y dejarse llevar por Dios: "Pedirle a Dios que te cure es algo que veo injusto y egoísta viendo las desgracias que pasan otros, pero pedirle a Dios que te ayude a sacar lo mejor de ti para afrontar cualquier enfermedad o problema, significa creer en la capacidad que todos tenemos de que nuestras creencias sean más poderosas que nuestra realidad". Así que sostiene que "hay que abrir la mente para cambiarlas y dejar que esa fuerza invada nuestro subconsciente para que la ciencia también haga su parte".

Aún así, 'Spiriman' recalca que es "un fiel seguidor de la ciencia y sus avances", aunque también es "un firme creyente del amor y de la capacidad que tenemos de concentrarnos en reprogramar nuestra mente subconsciente que controla nuestras experiencias vitales, en lugar de limitarnos a cambiar las creencias de nuestra mente consciente". Por ello, recomienda "ponerlas a trabajar conjuntamente contra la enfermedad", debido a que "nuestro destino no está en nuestros genes sino en nuestra manera de vivir y de afrontar lo que venga".