JORDI PUJOL

Jordi Pujol atribuye su fortuna al abuelo Florenci por la "inquietud" que le produjo que entrara en política

El ex presidente catalán ha pedido la absolución y asegura que su fortuna es un legado que le hizo su padre para "amortiguar" el impacto económico por entrar en política.

ondacero.es | Europa Press

Madrid | 18.10.2021 20:28

El expresidente de la Generalitat Jordi Pujol
El expresidente de la Generalitat Jordi Pujol | EFE

Jordi Pujol defiende que la fortuna que su familia escondió en Andorra durante más de treinta años no guarda relación con sus cargos políticos y funciones como presidente de La Generalitat de Cataluña.

El ex presidente ha solicitado la libre absolución en el proceso que se sigue contra él y sus siete hijos por formar presuntamente una organización criminal, y atribuye el origen de su fortuna a un legado que le hizo su padre: un depósito de dinero en el extranjero de Florenci Pujol para amortiguar el impacto económico que pudiera tener para la familia el "riesgo político" asumido por su hijo.

En su escrito de defensa Pujol asevera que "no existe un solo ingreso en el patrimonio de sus hijos y esposa que tenga relación causal con un abusivo e ilegítimo ejercicio de su autoridad y potestades públicas", por lo que concluye que "procede la libre absolución", como hacen sus siete vástagos en sus propios escritos.

Pujol relata que su carrera profesional empezó con "una fuerte vinculación a su padre", con quien planificó "proyectos de tanta dimensión" como los Laboratorios Fides o Banca Catalana.

Sin embargo, explica que "pronto la actividad política pasó a reclamar el mayor empeño y esfuerzo", hasta el punto de que "la propia actividad económica quedó también reorientada y al servicio del proyecto político". En este sentido, menciona la publicación de la Enciclopèdia Catalana o de la Revista Destino.

El "desasosiego" del abuelo Florenci

"La profunda inestabilidad política y los riesgos" que Pujol asumía provocaron "inquietud y desasosiego" en su padre Florenci, que aventuraba un "futuro incierto" para su hijo y su familia, relata.

En este sentido, Pujol defiende que, para "garantizar la estabilidad económica de su nuera y nietos", su padre les hizo saber que "constituía un depósito en el exterior, con el deseo que se mantuviera unido e intacto, para amortiguar futuras eventualidades de necesidad económica por el riesgo político" que asumía su hijo.

Al morir su padre, Pujol justifica que ocultaron la fortuna para "respetar su voluntad" con relación a esos "fondos familiares", que entonces ascendían a 140 millones de pesetas en dólares.

"Nunca torció su recto y digno ejercicio"

El ex presidente catalán asegura que ese dinero "no guarda relación alguna" con sus cargos políticos. "Nunca, en el ejercicio de su alta función pública, Jordi Pujol i Soley torció su recto y digno ejercicio", afirma la defensa, destacando que actuó así incluso "desoyendo el interés general por motivaciones económicas que favorecieran el interés particular o de sus hijos".

En la misma línea, el escrito añade que Pujol "no se prestó jamás a desplegar gestiones de invitación, incitación, sugerencia o influjo de prevalimiento sobre autoridades resolventes o funcionarios informantes en interés o a petición de sus hijos o cónyuge, ni tampoco fue nunca requerido por éstos en esa dirección".

Sin embargo, los indicios en contra llevaron al juez Santiago Pedraz a abrir juicio oral a toda la familia, a excepción de la mujer del ex president, Marta Ferrusola, a la que exoneró por su estado de salud, así como a otras 11 personas, entre ellas Mercé Gironés, la ex mujer del primogénito de los Pujol, Jordi, y varios empresarios.

La Fiscalía ha pedido 9 años de cárcel para Pujol padre, 29 para su hijo mayor, 14 para Josep y 8 para los demás hermanos (Pere, Oleguer, Oriol, Mireia y Marta).

Temas