Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

ROLAND GARROS | VENCIÓ POR 7-5 Y 6-2

Garbiñe Muguruza supera a Putintseva y ya está en octavos del Roland Garros

Garbiñe Muguruza ya está en octavos de final de Roland Garros. La caraqueña ha derrotado a la kazaja Putintseva por 7-5 y 6-2 en un encuentro que duró poco más de 90 minutos y que dominó en un segundo set en el que se puso 3-0 arriba.

EFE | Madrid
| 02/06/2017
Muguruza saluda tras ganar un partido

Muguruza saluda tras ganar un partido / EFE

La española Garbiñe Muguruza, defensora del título y cuarta favorita, ya está en octavos de final de Roland Garros, tras haber derrotado a la kazaja Yulia Putintseva, cabeza de serie 27, por 7-5 y 6-2 en 1 hora y 40 minutos. "Ha sido una lucha dura, he tratado de no perder la concentración ante una adversaria que el año pasado alcanzó los cuartos de final, he intentado estar todo el tiempo en el partido para poder ganar", dijo desde la pista central de París la ganadora de la pasada edición.

Muguruza aseguró que intentó ser agresiva con su juego para controlar los puntos, "poner presión a la rival para tratar de dominar". En un guiño al público, acabó hablando en francés para decir que es un idioma que trata de aprender por deferencia a la afición.

Pese a que rompió el servicio de su rival de entrada, tardó en entrar en calor la tenista de Caracas, que no se anotó su propio servicio hasta el sexto juego. Mediado el set, la española encadenó 14 puntos consecutivos, lo que le permitió colocarse con 5-3. Con el 5-4 servía para ganar la manga, pero reaparecieron los nervios y Putintseva, una jugadora de mucho carácter, le arrebató el saque.

Pero enseguida volvió a romper Muguruza que no dejó escapar esta segunda oportunidad para hacerse con el partido con su servicio. La española encadenó cinco juegos consecutivos, lo que le permitió arrebatar dos servicios de su rival y colocarse con 3-0. Aunque perdió el saque en el cuarto, ya no dejó escapar la ventaja para cerrar el partido con un punto directo de saque.