Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

LOS 'AUSSIES' CAYERON POR 61-87

Australia pierde ante Serbia y será rival de España por el bronce en baloncesto

Australia salió humillada ante Serbia y perdió por 61-87 en un partido horrible en el que incluso tuvo que aguantar la burla del público asistente al encuentro. Los 'aussies' no dieron con la tecla ante los serbios y serán los rivales de España en la pelea por la medalla de bronce.

agencias | Madrid | Actualizado el 17/07/2018 a las 23:46 horas

Joe Ingles, cariacontecido

Joe Ingles, cariacontecido / Getty Images

La selección de Australia salió escaldada (61-87) ante Serbia este viernes en semifinales del torneo olímpico de Río de Janeiro, con lo que será el rival de España en la pelea por el bronce, mientras que el cuadro serbio peleará por el oro contra la favorita Estados Unidos.

Horas después de ceder ante los yanquis por terceros Juegos consecutivos, España supo ya su rival por una nueva medalla olímpica. Enfrente el domingo tendrá a una Australia herida y con ganas de resarcirse después de una sonrojante derrota en 'semis', donde se fue al descanso con un 14-35 abajo.

Serbia, en su primera participación en unos Juegos, se ganó el derecho a luchar por el oro en una exhibición que desconectó de inicio el juego alegre hasta ahora de los australianos. Como un seguidor más, Serbia demostró tener bien estudiado a su rival, una Australia irreconocible que terminó reservando jugadores en el último cuarto sin opción alguna.

Los 5 puntos de Mills al descanso marcaban la mejor anotación en los de Andrej Lemanis. Mientras, Milos Teodosic lideraba con 12 puntos, hasta terminar con 22 como máximo anotador, a una selección serbia acertada y organizada a partes iguales. Pese al orgullo australiano en el segundo tiempo, el equipo de Sasha Djordjevic no tuvo problemas para defender su renta.

Miroslav Raduljica, Stefan Markovic y Milan Macvan mantuvieron el ritmo competitivo de una Serbia que disfrutó de una plácida semifinal olímpica. Australia tuvo que aguantar la burla del público por su pobre actuación, pensando ya en la pelea por el bronce.