ENTREVISTA EN MÁS DE UNO

Loquillo: 'En España no se valora el talento propio, todo tiene que ser superficial'

Loquillo ha venido a presentar su nuevo trabajo, 'El último clásico', pero hemos aprovechado para charlar con él de su carrera y de cómo ve la vida en lo personal y en lo social. Sobre los artista lamenta que "cuando tienes un don se te considera único, pero en España es lo contrario". Ha sido muy crítico con la política actual, y la situación catalana. "Quienes ponen en duda el trabajo de la Constitución deberían pensárselo dos veces porque están donde están gracias a eso". "Muchos hablan sin saber, y deberían darse cuenta de que lo que se hizo en esos años en Barcelona".

ondacero.es

Madrid | 21.11.2019 12:18

Carlos Alsina ha recreado en su presentación cómo fueron los inicios de Loquillo haciendo primero un repaso a la historia del rock and roll. Su primer éxito, 'Esto no es hawai', se hizo popular gracias, entre otros, a un locutor de Radio 3, Jesús Ordovás, quien recibió un vinilo de un grupo llamado 'Los Intocables' con la voz de un joven barcelonés, y no dudo en usar el tema como sintonía de su programa. Pero el cantante no fue consciente del éxito, estaba haciendo la mili y hasta que no se licenció, no descubrió el boom provocado. Iba para promesa del baloncesto.

Loquillo revela que "la primera vez que escuché la palabra rock and roll fue en un disco de 'Los Sirex'". Aunque estamos en el siglo XXI, "creo que todavía estamos en las postrimerías del siglo XX. Vamos a ver desaparecer todos nuestros clásicos y vamos a entrar en una nueva era de tecnología. Somos el final de una era. ¿Qué va a ocurrir ahora?" Se pregunta. Nos desvela que "guardo todos los juguetes de cuando era chaval" y celebra que "cuando te das cuenta de que hay gente como tú, te hace sentir mejor, no estás solo".

Ha denuncia el trato a los artistas, porque "tenemos la suerte de tener personajes únicos, en un país donde se les ha tirado contra la pared". "En España no se valora el talento propio, todo tiene que ser superficial".

También ha sido muy crítico con la situación política en España y en Cataluña. "Crecimos sin la censura siendo una normalidad. Quienes ponen en duda el trabajo de la Constitución deberían pensárselo dos veces porque están donde están gracias a eso. Muchos hablan sin saber, y deberían darse cuenta de que lo que se hizo en esos años en Barcelonasi no se hubieran conseguido esas libertades, ahora no las disfrutaríamos. Hay un infantilismo político en no reconocer lo que fue la Constitución".