Política

PP y los diputados tránsfugas tratan de impedir que el Estatuto de Autonomía incluya enmiendas contra el transfuguismo

La oposición en bloque (Cs, PSOE y Podemos) habla de ridículo, bochorno y cacicada por parte de PP de López Miras

Rosa Roda

Murcia | 29.11.2021 17:30

Los grupos parlamentarios del PP y de los expulsados de Ciudadanos y Vox en la Asamblea Regional, que tienen la mayoría cualificada en el parlamento murciano, han registrado una propuesta de reforma del reglamento de la cámara para que se puedan retirar iniciativas ante las Cortes Generales "en cualquier momento de su tramitación".

Se da la circunstancia de que el Estatuto de Autonomía de la Región se encuentra en estos momentos en fase de enmiendas en el Congreso de los Diputados y varios partidos políticos pretenden modificarlo para que no pueda repetirse la actual situación política en la Asamblea Regional con dos grupos parlamentarios en manos de diputados tránfugas tras haber sido expulsados de sus respectivos partidos.

El grupo parlamentario Cs presentó una enmienda para que los diputados tránsfugas pasen directamente al grupo mixto, mientras que el PSOE en el Congreso registró otra enmienda para que los diputados tránsfugas pasen directamente al grupo de los no adscritos.

El portavoz del grupo popular, Joaquín Segado, ha dicho que "no serán los socios de Pedro Sánchez, que ni quieren España ni quieren a la Región de Murcia, los que decidan sobre iniciativas aprobadas por la mayoría de la cámara regional, que sí representa a los ciudadanos de nuestra Región". Los populares buscan con esta reforma del reglamento que el control de este tipo de iniciativas "siempre lo tenga la propia Asamblea y no estemos en manos de Bildu o ERC".

Sin embargo, el viceportavoz del grupo socialista, Alfonso Martínez Baños dice que "el PP ha vuelto a demostrar con una nueva cacicada que no le interesa legislar contra la corrupción”

El diputado regional asegura que el Ejecutivo de López Miras tiene secuestrada la Asamblea y que, con una nueva muestra de abuso de poder, perjudica a la Región de Murcia devolviendo el Estatuto a la Cámara y haciendo oídos sordos a las enmiendas de los otros partidos. “El Partido Popular y los tránsfugas están decididos a seguir manejando la Región de Murcia como si fuera su cortijo. Se quejan de los independentistas, pero con decisiones como estas, lo único que hacen es copiarles los pasos” dice.

La diputada de Cs, Ana Martínez Vidal, ha declarado que "el Partido Popular pretende modificar a su antojo el Reglamento de la Cámara para evitar retratarse ante las enmiendas que Ciudadanos ha presentado ante el Congreso para blindar la protección a nuestro Mar Menor o impedir que los Diputados expulsados de sus partidos secuestren a sus grupos parlamentarios". La diputada de Cs, Ana Martínez Vidal considera una "auténtica cacicada" que López Miras trate de impedir que el Congreso de los Diputados debata las enmiendas que los grupos parlamentarios han presentado a la reforma del Estatuto de Autonomía de la Región de Murcia. "Ya avisamos que nos vamos a oponer rotundamente por tratarse de una actitud profundamente antidemocrática".

Unidas Podemos ha advertido de que el Reglamento del Congreso impide la retirada del Estatuto y exige a López Miras dejar de hacer el ridículo. El diputado Javier Sánchez Serna, secretario tercero de la Cámara, califica de "bochorno histórico para la Región de Murcia las maniobras de López Miras para proteger a los tránsfugas o impedir que se blinde el Mar Menor" y anima al presidente "a leerse el Reglamento del Congreso, concretamente, el artículo 129 que establece que no se puede retirar la proposición de ley cuando ya ha sido tomada en consideración".

El diputado tránsfuga, Francisco Álvarez, defiende la propuesta de modificación del reglamento. "La alianza de izquierdas de los socialistas de Sánchez y Arrimadas, sumada a los comunistas de Yolanda Díaz, han roto el consenso y la unanimidad surgidos de esta Asamblea Regional en abril del 2019, con la presentación de hasta 53 enmiendas, de carácter revanchista y sectario, a la reforma de nuestro Estatuto de Autonomía”. A su juicio, “no es lógico que los ‘rufianes’, ‘oteguis’ o ‘puigdemonts’ de turno nos digan a los murcianos cómo debemos hacer nuestro estatuto” dice.