Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

Caballero dice que con la exhumación de Franco se contribuye a cerrar heridas

La Diputación dignificará la próxima semana las fosas de represaliados de Ciudad Real

El presidente de la Diputación de Ciudad Real, José Manuel Caballero Serrano, ha dicho esta mañana que con la exhumación de Francisco Franco, cuyos restos pasarán a un panteón privado y dejarán de ocupar un lugar relevante en El Valle de los Caídos, "nuestro país es más sólido y más fuerte democráticamente".

Onda Cero Ciudad Real
 |  Ciudad Real | 24/10/2019

Ha asegurado que con esta decisión que ha adoptado el Gobierno se contribuye a cerrar heridas y a la reconciliación de todos los españoles "en el recuerdo de los que perdieron su vida injustamente por defender la libertad" y también "por defender los valores que hoy constituyen la esencia de nuestra democracia".

Precisamente con este objetivo la Diputación de Ciudad Real, a iniciativa de Caballero, ha impulsado la recuperación de la memoria democrática en la provincia, convirtiéndose en la primera de España que trabaja por devolver la dignidad a los ciudadrealeños que fueron asesinados tras la Guerra Civil.

Ha adelantado el presidente de la Diputación, a este respecto, que la próxima semana se iniciará la dignificación de las fosas de represaliados, que rondan la cincuentena en el territorio provincial.

Los patios de la Diputación provincial acogieron el 30 de enero de 2018 la primera conmemoración institucional en memoria y recuerdo de los vecinos y vecinas de la provincia que perdieron la vida durante la represión franquista, un homenaje que fue concebido, según indicó entonces Caballero, como un acto de justicia y dignidad para con las víctimas y sus familias.

También quiso dejar claro Caballero que homenajear y recuperar la memoria de los que sufrieron humillaciones, persecución, tortura y muerte, no es abrir heridas, sino todo lo contrario, porque "el mejor cicatrizante, es la justicia y el reconocimiento de la dignidad de aquellos a los que pretendieron arrebatársela, con la seguridad de que jamás lo consiguieron”.

Recordó, asimismo, que la democracia se cimentó en España con un texto constitucional que nació del diálogo, de la renuncia a las posiciones propias y del perdón. Matizó, no obstante, que, sobre todo, “perdonaron más los familiares de quienes sufrieron 40 años de represión y pagaron con su vida su compromiso contra la dictadura franquista, en defensa de las libertades y los derechos fundamentales que hoy disfrutamos”.