ENFRENTAMIENTO PSOE-UP

¿Por qué el PSOE no ha votado a favor de la Ley Trans? Estos son los puntos más polémicos

Este martes se ha debatido en el Congreso el borrador de la conocida Ley Trans y la abstención del PSOE ha impedido que saliera adelante.

ondacero.es

Madrid | 18.05.2021 19:58 (Publicado 18.05.2021 07:03)

Ley Trans en España: en qué consiste, qué cambia y cuáles son los puntos más polémicos
Ley Trans en España: en qué consiste, qué cambia y cuáles son los puntos más polémicos | EFE

Este martes por la tarde se ha debatido en el Congreso la propuesta de la Ley Trans registrada por ERC, Más País, Compromís, CUP, Junts per Catalunya y Nueva Canarias, tras la negativa del PSOE de aprobar el borrador planteado por el Ministerio de Igualdad de Irene Montero. Sin embargo, la abstención de los socialistas ha hecho imposible su aprobación.

Contaba con el apoyo de las principales organizaciones en defensa de este colectivo como Plataforma Trans, Euforia Familias Trans-Aliadas y No Binaries España, sin embargo, es más ambiciosa que la elaborada por Igualdad, aunque sigue los mismos ejes y propuestas, muy en la línea con las reivindicaciones de estas asociaciones.

La aprobación de la Ley Trans sigue generando enfrentamientos entre los socios de Gobierno, ya que Unidas Podemos sí ha votado a favor. La ministra de Igualdad, Irene Montero, comenzó su intervención pidiendo perdón a este colectivo porque "el Ejecutivo debería haber llevado este debate al Congreso y no lo pudo hacer", no obstante, se comprometió a que "la autodeterminación de género sea una realidad".

Por su parte, el PSOE volvió a insistir que su incompatibilidad con este borrador se centra en "que se elimina el sexo del ordenamiento jurídico".

La propuesta ha contado con el voto afirmativo de los diferentes partidos en los que se apoya el Gobierno, así como Ciudadanos. Únicamente Vox y el PP han votado en contra de la ley.

Los principales puntos que recoge esta ley son:

Autodeterminación de género

El eje central de la Ley Trans es que se recoge en el ámbito nacional, por primera vez, el derecho a la autodeterminación de género. Esto significa que la transexualidad dejará de considerarse una patología y, por tanto, ya no será necesario un certificado médico para cambiar el sexo y únicamente hará falta una declaración expresa en el Registro Civil.

Hasta ahora, la regulación del cambio de sexo se basa en la ley de 2007, que explica que los ciudadanos españoles pueden acceder a esto siempre que aporten un certificado psicológico que acredite la disforia de género, así como que no existen trastornos de personalidad que puedan influir. En segundo lugar, es necesario que el solicitante lleve al menos 2 años siguiendo el tratamiento hormonal.

Frente a esto, la Organización Mundial de la Salud (OMS) se posicionó en 2018 y seguía la línea de lo que plantean las asociaciones trans, es decir, dejar de hablar de la transexualidad como una enfermedad que necesite diagnóstico médico.

Personas no binarias

Algunas personas no se consideran hombres ni mujeres y esta ley podría ofrecer protección legal a este colectivo, los ciudadanos no binarios. Para ello, este borrador apuesta por la omisión del sexo en los principales documentos oficiales como el DNI o el pasaporte siempre y cuando así lo deseen.

En este sentido, la ley propuesta por los diferentes partidos es más extensa que la de Montero y sí regula la situación de las personas no binarias, mientras la segunda solo lo propone como una normativa que se podría aprobar más adelante.

Sin autorización paterna desde los 16

La autodeterminación de género estará disponible a partir de los 16 años sin autorización paterna. Entre 12 y 16 esta sí será necesaria, aunque podrán llevar a cabo los diferentes procedimientos solos y para los menores de 12 años, deberán realizar todo el proceso a partir de decisión de sus representantes legales.

Esta medida debe tener en cuenta la decisión del Constitucional en 2019, que consideraba que los menores "suficientemente maduros" podían acceder a los procedimientos necesarios incluso sin el apoyo paterno.

"Sin cambios" en la violencia machista

Uno de los puntos más conflictivos de esta ley era que la autodeterminación abría la puerta a que hombres denunciados por violencia de género se registraran como mujer trans para evitar estas penas. No obstante, la nueva legislación recalca que esto no se podrá realizar y se tendrán en cuenta las circunstancias del momento en el que se dieron los hechos.

Un sector del feminismo denuncia "borrado de mujeres"

Y es que un sector del feminismo se opone a la Ley Trans porque consideran que la autodeterminación de género supondría 'el borrado de mujeres' y abogan porqué las personas se regulen por su sexo y no por su género. El PSOE se ha sumado a este discurso y por ahora se muestra reticente a apostar por ello, no obstante, en 2017 los socialistas votaron a favor de una propuesta en el Congreso que también hablaba de la despatologización de la transexualidad.

"Esta ley destruye la lucha feminista. Si decimos que las mujeres lo son porque lo sienten y no por su sexo, pasamos a no ser nada". Así, proponen el concepto de ‘borrado de mujeres’, que hace referencia a la eliminación del significado histórico, jurídico y social de las mujeres para hablar de ellas "de forma deshumanizada", señalan.

Los puntos que ven más polémicos giran en torno a la autodeterminación de género, la violencia de género y el papel de los menores.