ABARATAR COSTES AL SISTEMA NACIONAL DE SALUD

Investigadores españoles crean un test rápido que señala si es necesaria una dosis adicional de la vacuna de la Covid

Una inmunóloga y un alergólogo del Hospital Universitario de Canarias han desarrollado Covidcell, un test cutáneo que refleja el estado de inmunidad en las células.

ondacero.es | Agencias

Madrid | 09.02.2022 07:13 (Publicado 09.02.2022 07:10)

Vacuna contra el coronavirus
Vacuna contra el coronavirus | EFE

Dos investigadores españoles, una inmunóloga y un alergólogo del Hospital Universitario de Canarias, han creado un test capaz de adivinar el estado de la inmunidad celular y, por tanto, de un modo rápido desvela si realmente se necesita o no una dosis de refuerzo nueva de la vacuna frente a la COVID-19.

El test se puede hacer en el momento y podría ayudar a abaratar costes al Sistema Nacional de Salud (SNS). Se trata de 'CoviDCELL', un test que han reformulado la especialista en inmunología Yvelise Barrios, junto con el experto en alergología Víctor Matheu, y que supone una primicia a nivel mundial en este campo.

Un test importante para pacientes con enfermedades inmunológicas

"Es un test muy interesante para hacer en nuestra población, en pacientes con enfermedades inmunológicas, o en pacientes oncológicos, por ejemplo. Y ahora sabemos que hay varias farmacéuticas que lo están desarrollando y suponemos que llegarán de manera más amplia a finales de este año o a principios del año que viene", ha explicado la doctora.

En concreto 'CoviDCELL' es una adaptación de un test clásico de la Inmunología (la reacción de hipersensibilidad retardada), una prueba cutánea que se realiza desde hace años en enfermedades como la tuberculosis. Además, en los años 90 esta prueba se empleó a menudo con los pacientes con VIH.

¿Cómo funciona el test?

En este caso consiste en inyectar en la piel del antebrazo del paciente una solución con un trocito de la famosa proteína spike del SARS-CoV-2, una de las proteínas principales del virus, para estudiar la reacción cutánea que se produce en el paciente, y que será la que revele si tenemos o no inmunidad celular frente a este patógeno; es decir, que si en última instancia tenemos o no que vacunarnos.

Con esta prueba hay que esperar entre 12 y 48 horas tras la inyección cutánea para medir la respuesta celular. "A los pacientes que se han hecho este test no se les hace volver al laboratorio si no que a través del móvil nos mandan una foto de la reacción que se ha creado, y se puede ver si el paciente tiene inmunidad celular o no", argumenta la inmunóloga.

Abarataría costes a la Sanidad pública

Además, puede ser útil para responder a un montón de cuestiones sobre la inmunogenicidad de vacunas, porque los otros test que se hacen in vitro y que necesitan una extracción de sangreson más caros, necesitan material muy especializado, así como personal, y laboratorios.

"Este test es más fácil y sencillo y permite demostrar si necesitas estas dosis extras o no con el paso del tiempo, al tiempo que podemos responder a cuestiones sobre el tiempo que nos dura la inmunogenicidad de las vacunas, o cuántas dosis vamos a necesitar", aclara Barrios.