OPINIÓN

Monólogo de Alsina: "De previsiones incumplidas están los cementerios llenos"

Carlos Alsina reflexiona en su monólogo sobre las previsiones económicas del Gobierno, que sigue negando una recesión de cara al 2023 y al que se le acaba el estribillo ése de que somos líderes en crecimiento.

Carlos Alsina

Madrid | 01.11.2022 08:47

Espero que esté disfrutando del madrugón, en el caso de que lo haya elegido usted. O sea, que si hoy madruga es porque quiere. Porque hoy la mayoría de los españoles puede apurar en la cama.

Los que trabajamos, sacrificados y sufridos ciudadanos, somos una minoría. Selecta minoría, si usted quiere, integrada por los panaderos, los churreros, los floristas, los profesionales de los servicios públicos de transporte, de sanidad, de emergencias y los empleados de los cementerios. Y periodistas, sí, también hay algunos periodistas sacando adelanten las webs y los programas de la radio. Pero pocos. Bueno, menos que el resto de los días.

Zombies, vampiros y niñas del exorcista pueblan los transportes públicos mañaneros

Por delante tenemos, como nos ha contado Brasero, una mañana un poco más fresca que ayer -no mucho, no se crea- y de sol en casi toda España. Perfecta para quienes deseen cumplir con la tradición de acudir a los cementerios a recordar a sus muertos. Y perfecta, también, para todos aquellos que anoche salieron de fiesta halloweenera y han regresado a casa más p’allá que p’acá y disfrazados de vaya usted a saber qué. Zombies, vampiros y niñas del exorcista pueblan los transportes públicos mañaneros.

Bolsonaro, el presidente mudo

En esta víspera de Difuntos, y en Brasil, el país sigue esperando a que el presidente al que ha mandado respetuosamente al infierno el 51% de los votantes, Jair Bolsonaro, se anime a manifestarse en público sobre el veredicto, inapelable, de las urnas.

Han pasado treinta horas desde que la victoria de Lula fue anunciada por los medios de comunicación de todo Brasil, escrutinio en mano, y a Bolsonaro aún no se le ha escuchado. Sigue siendo, hasta el uno de enero, presidente de la República. Y salvo que aspire a ser el primer presidente mudo, en algún momento habrá de romper su embarazoso silencio.

Bolsonaro alimenta la sospecha de que pudiera encastillarse y alentar maniobras para complicar el traspaso de poderes

Que es embarazoso porque alimenta la sospecha de que pudiera encastillarse y alentar maniobras para complicar el traspaso de poderes. Dirá usted: qué disparate, el presidente de una nación democrática promoviendo algaradas para evitar que asuma el poder el presidente electo.

Pues sí, un disparate, pero justo eso es lo que sucedió en los Estados Unidos hace un año y diez meses. Y la escuela Trump tiene a este Bolsonaro entre sus alumnos aventajados.

Basta que se dirija al país para asumir que perdió la presidencia

Todo lo que ha trascendido hasta ahora desde el despacho de clausura del presidente es que les ha dicho a sus ministros que no impugnará el escrutinio, pero que tampoco llamará a Lula para felicitarle. En efecto, no es necesario que lo haga. Basta con que se dirija al país para decir que las matemáticas no engañan. Y que el 51% de los votos es más que el 49%. Es decir, que el domingo perdió la presidencia.

El Gobierno manda al purgatorio a Salvadora Mateos

En la víspera de Difuntos, el Gobierno ha enviado al purgatorio a Salvadora Mateos. Cuyo nombre no le sonará a usted de nada salvo que sea una de estas tres cosas:

  • Residente en Ceuta, donde la señora Mateos ejercía hasta ayer de delegada del Gobierno.
  • Integrante de algunas de las organizaciones de derechos humanos que vienen denunciando que el Gobierno hace devoluciones en caliente de menores.
  • O presidenta del Hipódromo de la Zarzuela, en cuyo caso la señora Mateos resulta que es su madre. Paréntesis: la presidenta del Hipódromo es Maritxa Ruiz Mateos y fue aupada a ese cargo tras ser apartada de la jefatura de prensa del PSOE, de cancerbera de Adriana Lastra a gestora de una empresa pública que organiza carreras de caballos, qué cosas tiene de la cuadra de Sánchez. Cierro paréntesis.

¿Por qué ha destituido el Gobierno a su delegada en Ceuta? Ah, el Gobierno lo sabe pero el Gobierno no lo dice.

Y en ausencia de mejor explicación, habrá que atender al hecho de que la señora Mateos está imputada en una investigación judicial sobre los menores que fueron entregados a Marruecos en mayo de 2021 contraviniendo la ley, según criterio de la fiscalía.

Mayo de 2021 fue la crisis de Ceuta, cuando el rey Mohamed, que entonces aún no era el mejor amigo del presidente Sánchez, promovió la llegada multitudinaria de personas a la ciudad autónoma lanzándose al mar y bordeando el espigón. Alrededor de mil menores de edad entraron irregularmente. Cincuenta y cinco de ellos fueron entregados a Marruecos en lo que el Gobierno llamó retornos asistidos.

La delegada, que tuvo gran protagonismo en aquella operación, declaró ante el juez que fue diseñada y acordada por los gobiernos de España y de Marruecos y que el ministerio del Interior, por supuesto, siempre estuvo al tanto de todo. Ahora que se han deshecho de la delegada, dejan caer fuentes del Gobierno que el motivo es que le falta salud para encarar unas elecciones en mayo. Todo será que acabe de vicepresidenta del Hipódromo.

Prioridad máxima, convencer a España de que Feijóo ha sido un bluff. Darle ya por enterrado en la víspera de Difuntos

Por lo demás, el Gobierno sigue a sus cosas. Prioridad máxima, convencer a España de que Feijóo ha sido un bluff. Darle ya por enterrado en la víspera de Difuntos. ¿Se acuerdan de que cuando Isabel Rodríguez, recién llegada a la portavocía del Gobierno, prometía no utilizar las ruedas de prensa del Consejo de Ministros para atacar a la oposición? Ay, Isabel, qué jóvenes éramos.

Empiezas acusando a alguien de estar en manos de los ultras más ultras y, a base de endurecer la crítica acabas diciendo que… "Feijóo ha demostrado que, con él, no se puede jugar ni a un parchís". La acusación máxima que se le puede hacer al dirigente de un partido político. Si no se puede jugar con él al parchís, ¿qué vas a hacer?

Seguir cultivando el enamoramiento del Gobierno de sí mismo

En el segundo puesto de las prioridades aparece el seguir cultivando el enamoramiento de sí mismo. Por su gestión de la crisis y las entusiasmantes perspectivas que ofrece el año que viene.

Conocidos los datos europeos de ayer, puede presumir el Gobierno de nuestra tendencia de inflación -a la baja y en el 7,8% frente al 10,7% de la zona euro- pero se va quedando sin el estribillo ése de que somos líderes en crecimiento.

Nuestro Gobierno tiene proclamado que no. Que eso de la recesión es cosa de charlatanes, catastrofistas y agoreros

La media (PIB) de la zona euro en el tercer trimestre fue de apenas dos décimas, igual que en España. Pero Italia hizo un 0,5; Portugal, un 0,4; Alemania, un 0,3. En el tercer trimestre nos ganaron. Y eso que Italia y Alemania, según admiten sus gobiernos respectivos, van camino de la recesión en 2023. Nuestro Gobierno tiene proclamado que no. Que eso de la recesión es cosa de charlatanes, catastrofistas y agoreros. De previsiones incumplidas están los cementerios llenos.