CUMBRE DE LA OTAN

Yolanda Díaz subraya que sus cometidos son laborales, ajenos a la cumbre de la OTAN

Díaz, militante del Partido Comunista de España, sería por tanto contraria a la Alianza Atlántica por su carácter militar, como lo son sus compañeros de Podemos e Izquierda Unida.

ondacero.es | Agencias

Madrid | 02.06.2022 12:09

La vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo y Economía Social , Yolanda Díaz
La vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo y Economía Social , Yolanda Díaz | Efe

La vicepresidenta segunda del Gobierno, ministra de Trabajo y Economía Social y líder de Unidas Podemos en el Ejecutivo, Yolanda Díaz, subrayó este jueves que sus competencias son de índole laboral cuando se le preguntó si asistirá a algún acto de la cumbre de la OTAN.

Díaz respondió a una pregunta directa al respecto que se le formuló a su llegada a la Comisión de Trabajo del Congreso de los Diputados, donde comparece esta mañana, y lo hizo sin ofrecer una aclaración concreta pero dio varias pistas de cuál es su posición, matizada respecto a la de las ministras de Podemos, Ione Belarra e Irene Montero.

Por un lado, dijo que los periodistas "conocen bien la cultura política de la que yo procedo y mi opinión al respecto". Díaz, militante del Partido Comunista de España, sería por tanto contraria a la Alianza Atlántica por su carácter militar, como lo son sus compañeros de Podemos e Izquierda Unida.

Sin embargo, por otro lado anunció: "Voy a ser absolutamente respetuosa con el acuerdo de gobierno que se ha negociado en su momento entre Unidas Podemos y el Partido Socialista". Este acuerdo decía en concreto, en su apartado 11.8: "Promoveremos una mayor autonomía de la UE y coordinación entre sus estados miembros en materia de seguridad, para combatir amenazas como el terrorismo internacional, los ciberataques, la desinformación, y crecientes conflictos bélicos en nuestra vecindad".

"Estoy volcada en una gestión de una crisis que tiene como aliado principal el empleo e intentar bajar la inflación"

Desde el entorno de Díaz se explicó que el acuerdo no hace ninguna referencia a salir de la OTAN, por lo que parece que la vicepresidenta no entrará en críticas a la organización como sí las ha vertido Podemos ante la cumbre que se celebrará en Madrid entre el 28 y el 30 de este mes de junio. El martes ya puntualizó que los contratos de gestión de la cumbre se atienen a la legalidad, mientras desde Podemos se viene poniendo el acento en que se adjudicaron "a dedo" y sin publicidad, aunque ello sea lícito por tratarse de cuestiones de seguridad.

Finalmente, observó: "Estoy volcada en una gestión de una crisis que tiene como aliado principal el empleo e intentar bajar la inflación. Ésos son los cometidos que tengo en mi vida a día de hoy". Fuentes cercanas a la vicepresidenta explicaron que ni siquiera se la ha invitado a participar en la cumbre, lo que ven lógico dadas las competencias gubernamentales estrictamente laborales que tiene.

Ione Belarra confirmó ayer que ella no asistirá, y desde Podemos avanzaron el lunes que Montero tampoco, sin aludir a sus competencias ministeriales, que tampoco se corresponden con el objeto de la cumbre de la OTAN.