Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

OPINIÓN

"Elche tiene muchos recursos, pero pocos productos turísticos"

Fermín Crespo, director y fundador de ATAMA Estrategia Responsable, analiza el presente del sector turístico ilicitano

Fermín Crespo |  Elche |  14/02/2018

El sector turístico atraviesa un momento dulce en España. Las cifras globales de 2017 se han cerrado con récords que sitúan nuestro país como segunda nación en cuanto a recepción de turistas.

Elche se ha beneficiado de este círculo virtuoso que nos pone en un lugar privilegiado entre los destinos preferidos por los turistas, con un incremento de más de diez puntos de ocupación hotelera en dos años.

Estos datos positivos se han logrado gracias al esfuerzo de los empresarios, que empiezan a apostar por la diversificación de las inversiones al sector servicios, y la Administración que apuesta por la promoción de la ciudad. Pero creo que esto no es suficiente.

En un mundo tan competitivo como el turístico, Elche tiene muchos recursos, pero pocos productos turísticos y no destacamos en ningún mercado de forma nítida:

· tenemos tres patrimonios de la Humanidad y una riqueza arqueológica del mundo ibérico inigualable, pero no somos un destino Cultural competitivo;

· disponemos de kilómetros de playas casi vírgenes y excelente climatología, pero no estamos posicionados en el turismo de sol y playa;

· tenemos buenos restaurantes y productos únicos, pero no somos un referente en la cocina nacional;

· Contamos con un recinto ferial y un centro de congresos, pero no estamos entre los líderes del segmento ni en los visitantes de negocios;

· el término municipal está lleno de instalaciones deportivas, pero no somos un destino preferido por los clubes de cualquier especialidad;

· somos la capital mundial del calzado, pero no hay un turismo industrial para comprar zapatos, ver los centros de producción y vivir la moda en Elche.

· Tenemos unos parajes naturales espectaculares, pero no están preparados para atraer visitantes.

El la última edición de Fitur ya han comenzado a sonar las alarmas en el sector turístico español: la tranquilidad empieza a llegar a los países mediterráneos del continente africano y los turoperadores empiezan a pensar en volver a ellos por la relación calidad/precio.

Aprovechemos la bonanza actual y la buena sintonía público/privada que tiene Elche para definir el modelo turístico que queremos y los segmentos de visitantes que nos interesan. Si no lo hacemos rápido, volverán las vacas flacas sin que tengamos la personalidad turística que te convierte en un destino deseado que ofrezca experiencias únicas.