Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

EXPLOSIÓN EN WACO

El alcalde de West eleva a 35 el número de muertos en el incendio de Waco

Sigue sin conocerse una cifra oficial de muertos en el incendio de la fábrica de fertilizantes de Waco, aunque el alcalde de la ciudad de West ha elevado a 35 el número de fallecidos.

Agencias | Madrid | 18/04/2013

Zona calcinada en Texas

Zona calcinada en Texas / EFE

El alcalde de la ciudad de West, Tommy Muska, ha elevado a 35 el número de fallecidos a causa de la explosión ocurrida en una fábrica de fertilizantes, en una entrevista concedida al diario 'USA Today'. Muska ha detallado que entre los fallecidos hay diez "primeros asistentes", cinco voluntarios del Departamento de Bomberos, cuatro miembros de los Servicios Médicos de Emergencias y un bombero que estaba fuera de servicio pero que se acercó a ayudar.

El resto de los fallecidos son residentes en las viviendas que se encuentran en el complejo residencial ubicado en los alrededores de la fábrica de fertilizantes, que ha quedado completamente arrasado por las llamas. Muska ha explicado que aunque no todos los cuerpos han sido recuperados, se presume que todas estas personas están muertas. Además ha indicado que hay otros dos voluntarios del Departamento de Bomberos que están desaparecidos.

El alcalde también ha indicado que actualmente el número de heridos por la explosión en la fábrica de fertilizantes supera los 160, aunque no ha detallado su estado. Asimismo, ha apuntado que al menos unas 75 casas y edificios, incluidos el complejo residencial, una residencia de ancianos y un instituto, han quedado destrozados o han sufrido graves daños.

La explosión se produjo en una fábrica de fertilizantes de West, una localidad de 20.000 habitantes situada en el norte de Texas. Las autoridades han indicado que fue similar a la de una bomba nuclear y que causó un seísmo de 2,1 grados en la escala de Richter.