Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

"Si se hace lo mismo, no pueden esperarse resultados distintos"

Aznar insinúa su apoyo a Casado al decir que apostar por Santamaría sería continuar en la misma línea

El expresidente del Gobierno, José María Aznar, ha mostrado sus preferencias en la carrera por la Presidencia del PP en una nota editorial del nuevo número de la revista de la Fundación FAES. Según Aznar, apostar por Soraya Sáenz de Santamaría sería continuar en la misma línea y, por tanto, "no pueden esperarse resultados distintos", lo que se interpreta como un apoyo a Pablo Casado.

Agencias | Madrid | 16/07/2018

El expresidente del Gobierno, José María Aznar

El expresidente del Gobierno, José María Aznar / EFE

La fundación FAES que preside José María Aznar considera que el proceso interno para elegir al nuevo líder del PP es "la mejor oportunidad" para "recuperar el interés de su base social", después de que estos años haya perdido "más de tres millones de votos". Además, da a entender que apostar por Soraya Sáenz de Santamaría sería continuar en la misma línea. "Si se hace lo mismo, no pueden esperarse resultados distintos", afirma, unas palabras que en las filas del PP interpretan con una inclinación por Pablo Casado.

Hasta ahora, el expresidente José María Aznar ha dicho públicamente que quería mantenerse al margen. En su última intervención pública hace dos semanas llamó de nuevo a refundar el PP porque, a su juicio, se necesita un partido "integrado y fuerte" para afrontar los desafíos que España tiene por delante, como el "separatismo".

Recuperar el interés de la base social del PP

En esta última nota editorial, FAES explica que Santamaría y Casado han concentrado "las preferencias" de los afiliados inscritos para la votación que tuvo lugar el día 5 de julio y ahora toca a los 3082 compromisarios la elección, una vez eliminados los demás candidatos.

Tras asegurar que "no tendría mucho sentido jugar a la profecía", subraya que "la diferencia entre Sáenz de Santamaría y Casado es suficientemente estrecha como para no tenerse por concluyente". Además, destaca que "hay casi un 30% de votos emitidos el día 5 (25% obtenidos por la secretaria general, María Dolores de Cospedal) que traducidos en compromisarios se convierten en una instancia probablemente decisiva".

La fundación de Aznar cree que este proceso es "la mejor oportunidad" que el PP ha tenido en mucho tiempo para "recuperar el interés de su base social", después de haberse dejado estos años en el camino "más de tres millones de votos". También destaca que "en muy poco tiempo" los términos del debate sobre el futuro del PP "han cambiado mucho y para bien".