Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

el agujero negro gira al 50 por ciento de la velocidad de la luz

Detectan un pulso de rayos X cerca del horizonte de eventos cuando un agujero negro devora una estrella

El 22 de noviembre de 2014, astrónomos detectaron un evento raro en el cielo nocturno: un agujero negro supermasivo en el centro de una galaxia, a casi 300 millones de años luz de la Tierra, destrozando una estrella pasajera.

Agencias | Madrid | 10/01/2019

Agujero negro

Agujero negro / Pixabay

El evento, conocido como estallido de interrupción de marea, por el enorme tirón de la marea del agujero negro que desgarra una estrella, creó una explosión de actividad de rayos X cerca del centro de la galaxia. Desde entonces, una gran cantidad de observatorios han centrado sus miras en el evento, con la esperanza de aprender más sobre cómo se alimentan los agujeros negros.

Ahora, investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts, en Estados Unidos, y en otros lugares han revisado datos de observaciones de varios telescopios sobre el evento y han descubierto un pulso o una señal de rayos X curiosamente intenso, estable y periódico en todos los conjuntos de datos. La señal parece emanar de un área muy cercana al horizonte de eventos del agujero negro, el punto a partir del cual el agujero negro traga el material de forma ineludible.

La señal parece iluminarse y desaparecer periódicamente cada 131 segundos y persiste durante al menos 450 días. Los científicos creen que todo lo que emite la señal periódica debe estar orbitando el agujero negro, justo fuera del horizonte de eventos, cerca de la Órbita Circular Estable Inferior, o ISCO, la órbita más pequeña en la que una partícula puede viajar con seguridad alrededor de un agujero negro.

Dada la proximidad estable de la señal al agujero negro y la masa del agujero negro, que los investigadores estimaron que era aproximadamente 1 millón de veces mayor que la del sol, el equipo ha calculado que el agujero negro está girando a aproximadamente el 50 por ciento de la velocidad de la luz. Los hallazgos, publicados este miércoles en la revista 'Science', son la primera demostración de un estallido de interrupción de la marea que se utiliza para estimar el giro de un agujero negro.

El primer autor del estudio, Dheeraj Pasham, postdoctorado en el Instituto Kavli de Astrofísica e Investigación Espacial del MIT, dice que la mayoría de los agujeros negros supermasivos están inactivos y no suelen emitir mucho en el modo de radiación de rayos X. Solo ocasionalmente lanzarán una explosión de actividad, como cuando las estrellas se acercan lo suficiente para que los agujeros negros las devoren. Ahora dice que, dados los resultados del equipo, se pueden usar estas llamaradas de disrupción de mareas pueden para estimar el giro de los agujeros negros supermasivos, una característica que, hasta ahora, ha sido increíblemente difícil de precisar.

"Los eventos en los que los agujeros negros destruyen las estrellas que se acercan demasiado a ellos podrían ayudarnos a trazar los giros de varios agujeros negros supermasivos que están latentes y, por lo demás, ocultos en los centros de las galaxias. En última instancia, esto podría ayudarnos a comprender cómo evolucionaron las galaxias a lo largo del tiempo cósmico".