Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

LIGA BBVA | REAL MADRID 2-0 LEVANTE

Real Madrid 2 - 0 Levante. Bale rompe su sequía goleadora con un doblete

Dos goles de Garteh Bale, uno de los más señalados tras las derrotas ante Athletic y Schalke, le sirven al Real Madrid para cortar la racha de malos resultados y llegar al Clásico a un punto del FC Barcelona. Benzema pudo marcar uno de los goles de la temporada al estrellar un remate de espuela en la cruceta. Los de Ancelotti fueron de más a menos y su juego sigue dejando dudas.

ondacero.es |  Madrid |  15/03/2015

Poco o nada resolvió la victoria del Real Madrid ante el Levante. Dos goles de Gareth Bale y unos primeros 20 minutos de buen fútbol e intensidad parecen poco para lavar la mala imagen dejada por el equipo en las últimas semanas. Mucho menos para despejar las dudas que acompañan al equipo de Ancelotti.

El técnico italiano sigue sin resolver el principal problema del equipo, el centro del campo. El Levante, un equipo muy discreto, dispuso de varias contras que no se tradujeron en mayores problemas para el Madrid por la falta de pegada de los levantinistas.

Gareth Bale sigue siendo la pieza clave del tablero, la que debería equilibrar al equipo cuando el rival ataca. Durante la primera media hora de partido el galés cumplió y expiró algunos pecados con un gol, pero una vez más el paso de los minutos rompió el equipo en dos. Si en lugar de Uche o Barral llegan a estar Huntelaar, Messi, Aduriz o un tal Luis Suárez quizá se hablaría de otra cosa.

El segundo problema de Ancelotti es la falta de gol. Lo que antes entraba ahora se convierte en un poste de Cristiano o un remate a la cruceta de Benzema.

El francés dejó el detalle de la noche, de la semana y hubiera sido uno de los goles del año sino se llega a topar con la madera. El remate de espuela del francés a centro de Cristiano debe estar en todas las videotecas de los amantes al fútbol. Pura delicatessen.

Pero no todo son malas noticias para el equipo blanco. Modric disputó una hora de partido y Ramos regresó al once. Tanto el croata como el sevillano se presentan capitales para que el Madrid pueda pensar en pescar algo positivo en el Camp Nou.

El partido no dejo mucho más al margen del regreso de Keylar Navas a la portería, en una decisión de Ancelotti de proteger a Iker de posibles pitos. Diga lo que diga el italiano.
El levante pasó por el Bernabéu sin hacer poco o nada de ruido. Un invitado de piedra en mitad de un ambiente extraño en Chamartín.

El Real Madrid llega a un punto del Barcelona al Clásico. A partir de ahí cualquier cosa puede pasar, incluso una goleada del Real Madrid. Las sensaciones acompañan al Barcelona, pero esto es fútbol y un Clásico escapa a toda lógica. El domingo se resolverán muchas dudas.