Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

SE SALVAN DEPORTIVO Y GRANADA

El Atlético y el Valencia se clasifican para la Champions y Eibar y Almería bajan a Segunda

Nunca llueve a gusto de todos en el fútbol. Mientras unos ríen, otros lloran. Mientras unos están felices, otros están tristes. Y es que la Liga BBVA ya ha concluido, dejando al Barça como campeón, al Real Madrid segundo y al Atlético y Valencia como equipos Champions. Por abajo, el Deportivo y el Granada celebran la salvación mientras que el Eibar y el Almería descienden a Segunda.

Jorge Bautista | Madrid | 23/05/2015

Eibar

Eibar / EFE

Ya lo avisaban todos. Estas dos últimas jornadas iban a ser como aquellas típicas de antaño, como esas en las que los aficionados estaban igual o más pendientes de sus transistores que de lo que sucedía en el césped y con los jugadores con la mente en su partido y en uno o dos más. De infarto fue la semana pasada, y de infarto ha sido esta. Al final, unos ríen y otros lloran. Felices están en el Atlético, terceros, y en el Valencia, que jugarán la Champions. Igual o más estarán los del Deportivo y Granada, que seguirán un año más en Primera. Y tristes en Eibar y Almería, que descienden a Segunda división.

Qué tensión. Qué sudor frío. Qué nervios en ocho campos de Primera hasta el pitido final de cada trencilla. Las noticias volaban, las alegrías llegaban o se iban, volvían o se marchaban de nuevo. Todos pendientes de las radios, de los banquillos, de los silencios o los gritos de júbilo de una hinchada que vestía y sentía un color pero que tenía en mente muchos otros. Todo fluía, el tiempo se iba marchitando lento o rápido para unos o para otros hasta que llegó el final. Hasta que llegó el desenlace de la Liga BBVA.

Uno en el que el Atlético se ha movido como pez en el agua. En ningún momento vio peligrar su tercera posición, en gran parte porque frente a él tenía al Granada y ambos estaban con un pacto de no agresión mientras 'jugaban' en otros campos. Los últimos minutos, la gran mayoría de ellos, fueron la clara demostración de la palabra 'amistad' y de lo que serán los bolos de verano. Los rojiblancos madrileños y andaluces firmaron la paz para celebrar sobre el Nuevo Los Cármenes que ambos cumplieron con sus objetivos.

Paco Alcácer lleva al Valencia a la Champions

Más tensos que los de la capital estuvieron los nazaríes, porque en Almería, en el duelo entre los de Sergi y el Valencia, las noticias no eran ni mucho menos positivas en los primeros compases de duelo. Los almerienses empezaron ganando, y aunque los de Nuno empataron fueron capaces de volver a ponerse por delante. Un triunfo del cuadro rojiblanco mandaba a Segunda a los nazaríes, pero al final el Valencia se hizo con el triunfo para mandar a Segunda a su rival. Así los che entraron en Champions... por los pelos. Por un salvador Paco Alcácer.

Todo porque el Sevilla, que en ningún momento dio sensación de estar pensando en Varsovia y en la Europa League, fue un rodillo para un Málaga con diez por la roja a Weligton. Cero a tres se llegaron a poner, y si acabaron 2-3 fue en gran parte porque el tanto de Paco Alcácer en el Juegos Mediterráneos hacía que la Champions fuera más posible ganando al Dnipro de Ucrania. De momento jugarán la Europa League, junto con Villarreal y Athletic. Los vascos dieron un soberano repaso al equipo amarillo.

Milagro gallego en el Camp Nou

Pero no pueden estar todos felices. Para que unos ganen, otros tienen que perder. El pánico estaba en tres campos. El ya mencionado Juegos Mediterráneos era uno, pero sobre todo el mayor miedo se vivió en Ipurua y en el Camp Nou. El Eibar cumplió con los pronósticos, se impuso fácil al Córdoba por 3-0 y además se veía salvado en el minuto 60. El Barça iba 2-0 ante un Deportivo incapaz de reaccionar y de haber terminado así los armeros habrían disfrutado una temporada más en Primera.

Sin embargo, los gallegos obraron el milagro y castigaron la paupérrima segunda vuelta de los vascos. Primero fue Lucas Pérez el que empezó a construir el sueño coruñés, y luego fue Salomao quien marcó para el definitivo 2-2 que dejó al Deportivo en Primera y que llevó al Eibar al infierno aún habiendo derrotado con claridad al Córdoba, descendido desde hace semanas. De haber marcado un tanto más el cuadro de Víctor Sánchez del Amo, el Granada habría dicho adiós a la categoría. Todo se quedó en tablas en el partido entre campeones de Liga disputado en Barcelona.

A pensar en la 2015-16

Ahora es momento de vacaciones para los jugadores, salvo los que van a la Copa América, y de que los despachos se pongan a trabajar. Es momento de rumores, de nombres, de fichajes, de salidas y de planificar las plantillas de cara al próximo curso. Uno en el que el Barça defenderá título, en el que el Real Madrid y el Atlético tendrán que remar para reconquistar el trofeo, con Valencia y Sevilla aproximándose a las luchas ante los tres grandes, y con, nuevamente, la siempre tragedia final cuando tras 38 jornadas no se suman puntos suficientes para salvar la categoría.