Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

El monólogo de Carlos Alsina, versión risas

OPINIÓN

Monólogo de Alsina: "No coló el argumento de que las 'black' eran parte de su salario"

No coló el argumentario de los tarjetistas. Los 'black guys' de Caja Madrid, cuatreros con maletín y poltrona tarjetera, se gastaron el dinero de la Caja a mayor gloria de sí mismos sabiendo perfectamente lo que hacían. Sabiendo que el dinero no era suyo, que no formaba parte de su salario y que menos aún podían considerarse las compras en el Duty Free, en la marisquería, el restaurante El caciquito (muy propio), la lencería fina y los masajes filipinos.

El monólogo de Carlos Alsina, versión risas

OPINIÓN

Monólogo de Alsina: "Siete planetas prometedores y lejanos sólo alcanzables, de momento, con astronautas inmortales"

Es posible que dentro de cien años los libros de historia, o lo que haya entonces si es que ya no se hacen libros, mencionen este día de hoy como aquel en el que Urdangarín supo si iba a la cárcel; en el que fue destituido el fiscal murciano que pidió la imputación del presidente autonómico; en el Puigdemont y Rajoy siguieron jugando con todos nosotros al despiste; o en el que resucitó el señor Spock para hacerle los coros al rey Arturo.

El monólogo de Carlos Alsina, versión risas

OPINIÓN

Monólogo de Alsina: "El ministro de Fomento se aparta y le pone una vela a la Virgen de la Estiba"

En castizo esto se dice "adelante con los faroles". Luis de Guindos, que es madrileño, la hizo suya ayer en el Parlamento. Si los grupos de la oposición quieren comisión de investigación sobre Bankia —que, en efecto, la quieren— sea. Que la haya. Pero una comisión de largo alcance. Que examine no sólo la salida a bolsa y el rescate con dinero público que se hizo un año después, sino lo que había sucedido antes. El desfondamiento de las cajas de ahorro, entrampadas con créditos irrecuperables al sector inmobiliario, y la forma en que el gobierno de entonces, el de Zapatero, se empeñó en poner parches y paños calientes que lejos de resolver el problema lo agravaron.