Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

LIGA BBVA JORNADA 29 | CELTA - BARCELONA

Balaídos y el Celta ponen a prueba el liderato del Barça

Complicada visita la que tiene el Barcelona en Vigo. El Celta espera con la ilusión y la motivación de lograr repetir el triunfo logrado en el Camp Nou ante un rival que no debería relajarse lo más mínimo en Vigo. El Real Madrid ha ganado su partido por 9-1 y ya está a un punto.

Jorge Bautista | Madrid | Actualizado el 07/05/2015 a las 21:20 horas

Nolito, ante Dani Alves

Nolito, ante Dani Alves / Getty Images

Se suele decir que las Ligas se ganan si eres capaz de vencer en esos complicados campos en los que pinchar es posible pero no tiene por qué ser probable. Campos como La Romareda, como El Sadar, como Riazor... y como Balaídos. El Celta de Vigo recibe al Barça en su feudo para poner a prueba la fuerza de un líder que no puede permitirse el lujo de fallar tras la brutal goleada que ha logrado el Real Madrid ante el Granada.

Los azulgranas están ante un envite que tiene todos los ingredientes para ser de los que pueden complicarse a la mínima. El Barcelona no debe tomarse como una broma su visita a Vigo, pues no sería el único grande que, de perder, se deje vitales puntos en el verde celeste. Que se lo digan al Atlético, que rozó el ridículo por no decir que lo hizo, ante un equipo que dio su vida para derrotar al campeón de la Liga BBVA.

Así que relajaciones las justas. Es lo bonito de esta competición, que por más que parezca decidido un día al siguiente, si se falla, puede hacer que los vientos cambien de dirección y soplen con más fuerza para un lado que para otro. En Vigo bien se puede dar un punto de inflexión, y más sabiendo que hay partido entre semana, que la plantilla del Barça viene en gran medida de partidos internacionales y que, además, Lionel Messi parece estar tocado.

Messi, a recuperar el Pichichi
Al menos eso se presupone de sus compromisos con Argentina, que no pudo jugar por una inflamación en el pie derecho. El de Rosario eso sí ya puede calzarse las botas, y según todos se le ve a pleno rendimiento. Más debe rendir viendo que Cristiano está otra vez aquí, y que le ha quitado el puesto de máximo artillero de la Liga BBVA temporada con sus cinco dianas frente al Granada. Y eso, en la competencia directa que tienen los dos mejores del mundo, a buen seguro motiva más a Messi.

Pero si él no está siempre quedarán Neymar y Luis Suárez. Cómo está el uruguayo, ahora sí que sí está como todos pensaban de un delantero que cuesta más de 80 millones de euros. No está del todo claro que Luis Enrique tire de la 'MSN' viendo la acumulación de envites que tienen los azulgranas, pero aunque no estén ellos estarán otros. Y en la línea de medios igual, con xavi, Rakitic, Iniesta, Busquets y un Rafinha que, al igual que 'Lucho' vuelve a Vigo.

El Celta busca repetir
Vuelve a un sitio que de nuevo cuenta con un equipo en pleno crecimiento tras los grises años con el equipo entre Primera y Segunda. Todo en gran parte por su política de fichajes y de cantera, y también por la labor que Luis Enrique le dejó en herencia a Berizzo. El entrenador argentino está manteniendo bien al Celta en la tabla, a pesar de esos partidos en los que ni eran capaces de marcar, y ha dado con la clave en un grupo en el que la igualdad y la equitatividad entre miembros es clave.

Juegue quien juegue lo hace bien, aunque si Nolito y Orellana tienen su día es mejor que estén en el once inicial. El estilo, con un 4-3-3, funciona. Los extremos también, y el mediocampo es lo suficientemente fuerte como para aguantar ante cualquiera a pesar de tener solo a tres hombres. Y es que ya lo demostraron en el Camp Nou, donde derrotaron al Barça y provocaron una crisis culé. Sí, las cosas han cambiado, los dos equipos están en momentos diferentes, pero la ilusión ceste por repetir victoria no se la quita nadie.