Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

EL PREMIER BRITÁNICO HACE OÍDOS SORDOS

La oposición acusa a Boris Johnson de dar un "golpe" contra la democracia al pedir la suspensión del Parlamento

Arrecia la tormenta política en Gran Bretaña tras conocerse que el primer ministro quiere suspender el Parlamento para evitar que la oposición frene un Brexit a las bravas. Las reacciones no se han hecho esperar: desde su propio partido hablan de golpe a la democracia y desde la oposición salen en tromba a condenar los planes de Boris Johnson.

EFE | ondacero.es

La Comisión Europea (CE) rechazó especular sobre las consecuencias para el proceso del "Brexit" que producirá la suspensión del Parlamento británico hasta el 14 de octubre, e insistió en que esperan soluciones factibles para la frontera en la isla de Irlanda "cuanto antes mejor".

"No comentamos sobre procedimientos políticos internos de nuestros Estados miembros. Tampoco vamos a especular sobre lo que esto significa para los próximos pasos en los procedimientos parlamentarios británicos. Sobre esto debe responder el Reino Unido", dijo la portavoz comunitaria Mina Andreeva durante la rueda de prensa diaria de la institución.

La portavoz respondió así al anuncio de que el primer ministro británico, Boris Johnson, ha solicitado a la reina Isabel II que suspenda las sesiones de la Cámara de los Comunes desde el 10 de septiembre, después de que esta reanude su actividad el próximo día 3. Esto podría impedir a los diputados tener tiempo suficiente para intentar evitar que se produzca un "brexit" o salida del Reino Unido de la UE sin acuerdo el 31 de octubre.

La portavoz comunitaria insistió en que la Comisión sigue abierta a soluciones concretas para resolver el bloqueo en el "brexit" que sean compatibles con el acuerdo de salida que pactó Bruselas con la predecesora de Johnson, Theresa May.

A poco más de dos meses para el final de la prórroga al "brexit" acordada en abril, Bruselas no apunta a una fecha límite específica para la cual necesitan conocer las propuestas de Londres, aunque la portavoz recalcó que "cuanto antes veamos soluciones factibles, mejor".

Johnson mantuvo una conversación telefónica en la tarde de ayer con el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, quien trasladó al dirigente británico la voluntad de la Unión Europea de "trabajar de forma constructiva" con su Gobierno.

El primer ministro conservador rechaza el acuerdo de salida sellado entre Bruselas y Londres en 2018 bajo el mandato de May y pide en concreto sustituir la solución pactada para evitar restablecer una frontera entre Irlanda del Norte y la República de Irlanda por otros acuerdos alternativos, aunque no ha precisado cuáles. En este contexto, Juncker subrayó que los Veintisiete mantienen su "firme apoyo" a Irlanda y seguirán "muy atentos" a que se preserven sus intereses.

Ambos líderes acordaron mantenerse en contacto, aunque aún no se ha fijado una fecha para una reunión en persona. El alto funcionario que dirige el equipo negociador del Reino Unido, David Frost, mantendrá hoy varias reuniones técnicas con el equipo de la CE que está gestionando la salida británica, aunque no se espera que trasciendan detalles de estos encuentros.