Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

Aquellos años 80...

El Real Madrid y el CAI Zaragoza son los primeros semifinalistas de la Copa del Rey de Málaga.

David Camps | @campsextohombre  | Madrid | 07/02/2014

Reyes penetra a canasta ante Ryan Toolson

Reyes penetra a canasta ante Ryan Toolson / EFE

El equipo blanco no dio opción al Gran Canaria con una puesta en escena propia de quien sabe que ha venido a la ciudad andaluza sólo con el propósito de ganar el título. El CAI invocó a la maldición del anfitrión y se deshizo del Unicaja de Málaga con un gran juego colectivo y una maestra dirección desde el banquillo de José Luis Abos. Real Madrid – CAI Zaragoza, un duelo que a los nostálgicos les hará recordar aquellos dorados años 80.

Las vistas que tienen los jugadores desde las habitaciones del hotel en el que se hospedan son inmejorables. El mar en el horizonte. La playa de Guadalmar a un paso. Tan cerca y tan lejos a la vez. Y el sol, brillando como si no hubiera un mañana, se transforma cual visión en el trofeo de campeón de la Copa del Rey. No hay un mañana en el torneo del KO. Ganar o hacer las maletas. Y nadie que perder de vista el horizonte, el trofeo de campeón de un torneo que gusta más que ningún otro.

La puesta en escena del Real Madrid no ha podido ser más arrolladora. Como aquel joven que a la carrera se zambulle en el agua. No importa lo que encuentre a su paso ni si la arena quema, producto del impacto continuo de los rayos del sol. Y una vez superada la primera zambulida toca ahogar al rival con continuas aguadillas. Así funciona este Real Madrid, con una actividad defensiva que imposibilita que el rival encuentre líneas de pase, provoca que cuando encuentran ese pase extra la extenuación es tal que apenas tiene aire para respirar. Y cuando cree que ha tomado aire, aguadilla al canto. La primera se la hace Mirotic y cuando el rival ha conseguido que su mano no impulse la cabeza de nuevo hacia las profundidades del mar aparece Rudy. Y con el nivel de concentración y actividad mostrada ante Gran Canaria puedes darte por ahogado. No soltará la cabeza de su presa hasta que no salga del agua, coja la toalla y la arroje pidiendo clemencia. Así funciona el Real Madrid.

El CAI Zaragoza, mientras tanto, ha dado un paseo por la orilla. Observando la marea y aprovechando la marejada malagueña. Al Unicaja le ha quemado el sol, le pudo su propia ansiedad. ¿Qué tendrá la Copa para los anfitriones que no dan con la tecla adecuada? Sólo Baskonia en el 2002 y precisamente el CAI en la primera Copa del Rey de la era ACB han conseguido triunfar en casa. Hablo siempre de la era ACB aunque el torneo se dispute desde tiempos inmemoriales. Y los dominadores, en cuanto a títulos, Real Madrid y Barcelona tienen la posibilidad de desempatar en Málaga. Siempre y cuando Valencia Basket se lo permita.