Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

Temas

Turrión

  • Turrión

    El hidrogeólogo, Francisco Turrión, apuesta por sacar y descontaminar agua del acuífero a través de los pozos ya existentes.

    "El agua del trasvase del Tajo está perjudicando al Mar Menor porque recarga el acuífero"

    Francisco Turrión, hidrogeólogo y funcionario de la CHS, cree que la declaración del acuífero en mal estado químico debe servir para sentar en una mesa a todos los agentes implicados para adoptar soluciones viables que no criminalicen a los pequeños y medianos agricultores. Turrión apuesta por reducir las aportaciones de agua del trasvase del Tajo en el Campo de Cartagena y por aprovechar los pozos ya existentes para ir drenando el acuífero contaminado cuya agua, una vez desalobrada y desnitrificada, volvería a los agricultores. El Tribunal Supremo, en dos sentencias, ha declarado que los pozos del campo de Cartagena que extraigan menos de 7000 m3 al año no requieren de autorización por parte de CHS. Turrión también asegura que “el trasvase del Tajo está perjudicando la Mar Menor porque no deja de recargar el acuífero cuya agua aflora por todas partes”. Según Turrión, la extracción de agua contaminada del acuífero del Campo de Cartagena debería complementarse con la reducción de la superficie de agricultura intensiva en una franja de protección alrededor del Mar Menor –lo de 500 metros le parece un insulto a la inteligencia- y la prohibición de los fertilizantes nitrogenados. Francisco Turrión fue expedientado por la CHS por escribir un libro para Greenpeace sobre la trama del agua en la cuenca del Segura donde aseveró que no era necesario el trasvase del Tajo y que la cuenca era autosuficiente si se reducían regadíos ilegales entre otras cosas. Turrión recurrió en tribunales y el TSJ le ha dado finalmente la razón y, por tanto, deberá se indemnizado por el organismo de cuenca.

  • Turrión

    "En la región de Murcia no se ha desmantelado ninguna roturación ilegal de monte para plantar lechugas o uva de mesa"

    Francisco Turrión: "El regadío ilegal no dejará de aumentar en la cuenca del Segura mientras no se incluya en el código penal el delito contra los recursos hídricos"

    El funcionario de la CHS, Francisco Turrión deberá ser indemnizado con 12.000 euros por daños morales. El juzgado ha condenado al ministerio de agricultura que a finales de 2017, estaba en manos de García Tejerina, le abrió expediente disciplinario y le sancionó con la suspensión de empleo y sueldo durante seis meses a raíz de la publicación por la organización Greenpeace del informe “La trama del agua en la cuenca del Segura, diez años después” en el que participó Turrión. El fallo judicial concluye que hay “sobrados indicios de que el auténtico móvil de la sanción fue coartar la libertad de expresión del funcionario que se atrevió a cuestionar el trasvase del Tajo. Además, deberán resarcirle los 26.000 euros de salarios dejados de percibir, así como las vacaciones. El informe de Greenpeace sostenía que la región tenía agua subterránea suficiente como para no depender del trasvase del Tajo. Un informe que veinticinco expertos de una docena de universidades calificaron de “falsedades pseudocientíficas”. Turrión, que también es experto en hidrogeología, ha declarado en Onda Cero que la superficie de regadío ilegal en la cuenca del Segura “seguirá creciendo mientras no se incluya en el Código Penal la figura del delito contra los recursos” y recuerda que, aunque dicen que no hay agua, las exportaciones hortofrutícolas no dejan de aumentar en la región de Murcia hasta alcanzar en 2018 cifras récord. Turrión estima que 64.000 hectáreas de regadío son ilegales en la cuenca del Segura porque se está superponiendo el regadío de hecho con el regadío de derecho a cuenta de la denominada UDA (Unidad de Demanda Agraria) y recuerda que ninguna roturación ilegal de monte para la plantación de lechugas o uva de mesa ha sido desmontada por la Guardia Civil en la región de Murcia.