Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

Nutrición y COVID19

Una buena nutrición: arma esencial contra el coronavirus

Una correcta alimentación es muy importante para tener buena salud, pues nos ayuda a no contraer enfermedades o, en caso de padecerlas, a que el curso de esta puede ser diferente. La nutricionista Adriana Fernández Vidal nos propone en 'Un alto en el camino' una serie de recomendaciones para aquellos pacientes que han contraído la COVID19.

ondacero.es
   | 01/08/2020

Cuidar la salud es importante y la mejor manera de hacerlo es llevando una vida saludable y una correcta alimentación. La nutricionista Adriana Fernández asegura que el riesgo de padecer ciertas enfermedades se ve influido por los valores nutricionales de las personas. Además, remarca que no hay que descuidar la hidratación, una parte "muy importante", sobre todo en verano.

"Un buen estado de salud te va a ayudar tanto a no contraer una enfermedad o que pueda ser diferente el curso de la propia enfermedad", comenta la nutricionista, que insiste en que enfermedades como el sobrepeso, la obesidad y la desnutrición "van a influir mucho" en la evolución de los pacientes de coronavirus.

Por ello, señala "tres puntos clave" que las personas afectadas por esta enfermedad deben trabajar con la alimentación: mejorar el sistema inmunológico, evitar la pérdida de masa muscular y mejorar la función pulmonar.

Según la nutricionista, lo principal es evitar productos refinados y azúcares como pastas, bollería o refrescos, ya que "van a influir muy negativamente en el estado de salud". También es importante aumentar el consumo de grasas saludables, entre las que se encuentra el aguacate, los frutos secos o el aceite de oliva.

Los alimentos de origen vegetal deben tener "protagonismo en el plato", pues aportan "un gran contenido de vitaminas, minerales y antioxidantes", mientras que para evitar la pérdida muscular, debemos incluir en nuestra alimentación productos proteicos como el huevo, el pescado, las legumbres y las carnes magras "sin ser raciones enormes".