EL CIERRE DE TABOADA

Javier Ruiz Taboada: "Una bofetada tapa una guerra, una guerra eclipsa una pandemia"

El periodista finaliza 'Más de uno' reflexionando sobre los límites del humor tras la violenta agresión de Will Smith a Chris Rock durante la gala de los Oscar.

Javier Ruiz Taboada

Madrid | 29.03.2022 13:55

Hoy estamos a vueltas, por no decir a tortas, otra vez, con los límites del humor, el uso siempre injustificado de la violencia, la actitud machista de defender a la mujer, con que la mujer está sobradamente preparada para defenderse sola, con que si no ofende el que quiere sino el que puede, con la indefinición del castigo ejemplar, con el ejemplo vomitivo del castigador, con que si la abuela fuma, con que si humilla más un puñetazo o un bofetón amado abierta…

Y todo por hablar, porque el ser humano es lo que mejor sabe hacer desde que se puso de pie y empezó a buscar culpables, liarse a mamporros, liarse porros y hacerse pajas mentales. Y hablar, por los codos, por los puños, por narices, por los.… Con razón o sin razón, con conocimiento de causa o sin él.

La violencia está mal y punto, ofender está mal y punto y con respecto al humor, cualquier chiste es bueno o encaja, siempre que no hiera la sensibilidad del sujeto objeto de mofa y punto.

Al final somos tan insensibles por hacer ruido que una bofetada tapa una guerra, una guerra eclipsa una pandemia y un litro de gasolina apaga un volcán.

Y supongo que todo esto será porque estamos todos tan jodidos con la situación económica y el incierto futuro que nos está tocando vivir, que cualquier agujero es trinchera y chistera.

Somos mucho de pregonar eso de que “para que vamos a discutir si podemos arreglarlo a tortas”, pero el hecho en sí, llegado el caso, nos escandaliza, como no puede ser de otra manera.

Es como si necesitáramos constantemente una distracción que nos saque de la vergüenza y la impotencia de no saber qué hacer con nuestras vidas. Es como si de repente sacáramos el instinto asesino del que renegamos y contra el que nos manifestamos pero que ahí está luchando por no salir.

Y al final todo se mezcla y la mezcla sale mal y nos damos cuenta, o no, de que “separado” se escribe todo junto y “todo junto” se escribe separado.