Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

En Paracuellos del Jarama

Un error devolverá a 192 perros a un criadero de Madrid acusado de maltrato en varias ocasiones

192 perros serán devueltos al criadero de la empresa Altanería S.L. en Paracuellos de Jarama, Comunidad de Madrid, por un error de forma en la tramitación del expediente después de ser incautados hace un año y a pesar de que veterinarios y el SEPRONA constatara que no contaba con los permisos y cuidados necesarios.

Noelia Gago
  Madrid | 23/05/2019
Imagen facilitada por la Guardia Civil de los perros maltratados en Paracuellos del Jarama

Imagen facilitada por la Guardia Civil de los perros maltratados en Paracuellos del Jarama / Guardia Civil | Ministerio del Interior

Los animales fueron retirados el 31 de mayo de 2018 por parte de la Comunidad de Madrid y SEPRONA "con motivo de la ausencia completa de garantías por parte del titular y responsable del Centro […] de su protección y bienestar, con el consiguiente riesgo que para su salud y bienestar supone ser mantenidos en dichas condiciones".

La Federación de Asociaciones Protectoras y de Defensa Animal de la Comunidad de Madrid (FAPAM) y la protectora ANAA habían denunciado en varias ocasiones que estos animales vivían en presunto maltrato y el criadero trabajaba de forma presuntamente ilegal porque entre otras cosas vendía perros enfermos, tenía a los animales en pésimas condiciones y cobraba en 'dinero negro'.

Los perros presentaban enfermedades como dermatitis húmeda, enfermedades periodontales graves, otitis así como dolores y estrés debido a la presencia de parásitos internos y externos. Una yorkshire se encontraba en avanzado estado de gestación de un feto momificado que tuvo que ser asistida de urgencia cuando consiguieron rescatar a los animales del centro de cría.

Además, vivían enjaulados y hacinados, junto a aves rapaces y jaulas de ratas criadas para alimentar a las aves, en un estado calificado de "presunto maltrato animal" por parte de la Comunidad de Madrid.

Los canes pasaron entonces a ser responsabilidad de las asociaciones de Protección Animal y siendo tendidos por las casas de acogida adscritas a las asociaciones.

Ahora, un año después, el departamento jurídico de la Consejería de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid toma la decisión de devolverlos a un presunto maltratador por un error de forma en el procedimiento, según informa la plataforma #NoquieromorirenAltaneria, que “podría ser subsanado”, como nos comenta Matilde Cubillo, presidenta de FAPAM.

Campaña #NoquieromorirenAltaneria

Esta federación junto a ANAA ha creado la campaña #NoquieromorirenAltaneria para impedir que esta devolución se lleve a cabo.

La plataforma les acusa de:

• No tener un libro de registro actualizado y debidamente cumplimentado de entradas, salidas, y partos.

• No contar con un programa de cría responsable que implica la selección de los perros para favorecer que se mantengan las características positivas y evitar problemas hereditarios.

• Obviar los protocolos higiénico-sanitarios y la labor de veterinarios responsables que dieran un trato individualizado a los animales. Por lo tanto, no siguen un plan de vacunaciones, entre otras muchas deficiencias.

• No dar una correcta socialización de los cientos de cachorros que vende.

Para ser parte de la campaña #NoquieromorirenAltaneria hay que firmar la petición en Change.org (http://chng.it/WYK9MfdKKt) y descargar el cartel en www.noquieromorirenaltaneria.com o en redes sociales, hacerse una foto y compartirla en redes con el hashtag #NoquieromorirenAltaneria. Para impedir que estos animales vuelvan a la fábrica de cachorros de Atanería, S.L.

El papel de las autoridades municipales y autonómicas

No es la primera vez que Altaneria. S.L. se ve envuelta en acusaciones de maltrato animal. En 2012 también se abrió un expediente a su sede en Paracuellos del Jarama y entre 2017 y 2018 en su criadero de Pastrana, Guadalajara, salieron 75 perros dadas las condiciones que presentaban los mismos y tras abrirse diligencias previas en los juzgados de Guadalajara.

La pregunta es: ¿por qué las autoridades vuelven a abrir este recinto y permite a la empresa Altanería S.L. ponerse al cargo de ella si ya se ha demostrado en el pasado que en numerosas ocasiones ha ejercido presuntamente maltrato contra los animales?

“Queremos hacer ver a las administraciones que no solo las asociaciones animalistas queremos que haya un cambio por la protección animal sino que la gente de a pie – con las más de 94.000 firmas que ya llevamos en change.org- está pidiendo responsabilidades de los políticos ante casos como este”, explica Cubillo.

Este sábado 25 de mayo intentaremos contestar a las preguntas que surgen en el programa 'Como el perro y el gato' con Matilde Cubillo en el estudio de Onda Cero.