OLA DE CALOR

España se quema: 30 focos activos en todo país y más de 14.000 hectáreas arrasadas

Séptimo día de la ola de calor y España se quema. La UME colabora junto a los bomberos forestales en las tareas de extinción de los incendios en Extremadura, Castilla y León y Galicia. Hay 30 focos activos en todo el país que han arrasado ya más de 14.000 hectáreas.

ondacero.es | Agencias

Madrid | 17.07.2022 13:37

Zona arrasada por las llamas este domingo tras el incendio declarado el día anterior en la localidad abulense de Cebreros
Zona arrasada por las llamas este domingo tras el incendio declarado el día anterior en la localidad abulense de Cebreros | EFE

Un total de 30 focos de incendios permanecen activos en toda España provocados por las altas temperaturas derivadas de la ola de calor que azota nuestro país desde hace ya siete días y que ha provocado que más de 14.000 hectáreas hayan ardido.

El incendio del Valle del Jerte, provocado

El director general de Política Forestal de la Junta de Extremadura, Pedro Muñoz, ha denunciado este domingo que el incendio declarado la noche de este sábado en el Valle del Jerte "ha sido claramente provocado" porque "ha sido a las once de la noche, con dos focos, cuando todos los medios están centrados en los incendios de Las Hurdes y Casas de Miravete".

La superficie afectada, ha dicho, es robledal, en la Dehesa del Jerte, entre Jerte y Tornavacas, y los esfuerzos se centran "evitar que el incendio suba a una zona de pinar en Tornavacas", aunque ha descartado que haya peligro para la población, porque es un incendio de montaña.

Se reactivan focos del incendio en Monsagro (Salamanca)

El incendio de Monsagro (Salamanca), que desde el lunes ha quemado más de 2.200 hectáreas, se ha reactivado en varios focos al incrementarse el viento en la zona, una situación que ya se preveía.

Los servicios de extinción de incendios también están trabajando en el valle de Las Batuecas, donde se ha reactivado un pequeño foco junto al monasterio de San José, que el viernes tuvo que ser desalojado por la proximidad de las llamas.

El infoca intenta estabilizar el fuego en Mijas

El dispositivo del Infoca avanza para estabilizar el incendio que afecta desde el pasado viernes a la sierra de Mijas, Alhaurín el Grande y Alhaurín de la Torre, donde tras una noche "dura" por distintas reproducciones, se han podido afianzar algunas zonas y ya solo dos tienen llamas activas.

Ha explicado que hay una zona "muy complicada", la próxima a Pinos de Alhaurín de la Torre, que es "muy inaccesible", por lo que allí se han desplegado tanto medios aéreos como personal de tierra especializados para concentrar el peso del operativo.

De los cuatro sectores en los que se dividió el incendio por cuestiones organizativas, hay ya dos que no tienen llamas, la norte y la zona sur, ésta última en el término municipal de Mijas.

Ahora mismo, las que presentan mayor actividad son la de Pinos de Alhaurín y otra pequeña más al oeste del incendio donde este sábado se produjo una reactivación, pero que presenta una evolución favorable.

Tres núcleos en Galicia continúan en riesgo

La comunidad gallega ha empezado la jornada de este domingo con tres incendios forestales en la provincia de Lugo que mantienen en riesgo núcleos de población, por lo que requieren medidas especiales, y siguen activos 13 fuegos que han quemado 4.430 hectáreas, tras la extinción de un foco y el control de varios durante la noche, informa la Consellería do Medio Rural.

El primero de los incendios que está en situación dos, de riesgo para núcleos de población, empezó el jueves en A Pobra de Brollón (Lugo), parroquia de Saa, donde afecta a unas 600 hectáreas y permanece activo.

A este se suma otro fuego activo en la misma parroquia que empezó el mismo día y ya afecta a 50 hectáreas.

Dos fuegos en Folgoso do Courel (Lugo) tienen una situación similar, ambos activos: el primero empezó en la madrugada del viernes en la parroquia de Seceda y ha crecido hasta las 1.100 hectáreas, donde también trabaja la Unidad Militar de Emergencias, mientras que el segundo, activo desde el jueves en la parroquia de Vilamor, alcanza las 300 hectáreas.