Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

la nave continúa en alta mar a la espera de instrucciones en alta mar

Un inmigrante a bordo del 'Aquarius' amenaza con saltar al mar por miedo a regresar a Libia

Entre los 629 inmigrantes a bordo del 'Aquarius', hay 123 menores no acompañados, 11 de ellos niños pequeños, y siete mujeres embarazadas, y MSF apuntó que "muchos necesitan atención médica" y, por lo tanto, su situación requiere de "una solución urgente".

Efe | Madrid | Actualizado el 17/07/2018 a las 00:27 horas

El barco de salvamento 'Aquarius'

El barco de salvamento 'Aquarius' / EFE

La nave "Aquarius" de la ONG SOS Méditerranée espera instrucciones en alta mar con 629 inmigrantes a bordo, algunos "cada vez más ansiosos" y un hombre ha llegado a amenazar con lanzarse al mar por miedo a regresar a Libia.

Fuentes de la Guardia Costera indicaron que por el momento no hay información oficial sobre la nave y la ONG informó en Twitter que "por petición de Roma la nave Aquarius está detenida en el mar entre Malta e Italia a la espera de un puerto seguro".

A bordo también hay personal sanitario de Médicos Sin Fronteras (MSF) que ha informado a todos los inmigrantes sobre la situación actual pues "las personas en Aquarius están cada vez más ansiosas y desesperadas", escribieron en Twitter.

MSF explicó en esa red social que "un hombre ha llegado a amenazar con saltar por la borda diciendo que tenía miedo de que le devolvieran a Libia", país desde el que muchos de los inmigrantes zarpan hacia Europa y donde describen toda clase de violencias.

El desembarco de todos estos inmigrantes, el pasado sábado, ha originado un duro pulso entre Italia y Malta que se negaban a ofrecer un puerto seguro donde acogerlos. El Gobierno de España ofreció hoy el puerto de la ciudad de Valencia (este) para recibirlos.

Aunque el vicepresidente y ministro del Interior de Italia, el ultraderechista Matteo Salvini, había anunciado que el barco se encontraba "en dirección a España", algo que calificó de "victoria", la embarcación sigue a la espera en alta mar.

Uno de los cooperantes de la nave, Alessandro Porro, apuntó en una entrevista al "Huffington Post" que para llegar a España se necesitan dos o tres días de navegación y señaló que las provisiones en el barco se están acabando, aunque Malta ya ha anunciado que enviará víveres.