Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

En Tangerang

La policía de Indonesia droga a un pueblo entero al quemar más de tres mil kilos de marihuana

En Indonesia, los agentes del orden locales provocaron una pequeña catástrofe por intentar cumplir las leyes a rajatabla. Sucedió en un pequeño pueblo llamado Tangerang, a 20 kilómetros de la capital, Yakarta. Tras varias operaciones antidroga, los policías se encontraron con una acumulación de más de tres mil kilos de marihuana. Y conforme a las leyes, procedieron a su destrucción. El problema fue el cómo lo hicieron.

Belén Gómez del Pino
  Madrid | 23/01/2020

Decidieron prender fuego a los fardos en una enorme fogata en una zona un poco apartada del pueblo. Los policías que procedieron a la destrucción iban provistos de guantes, gafas y mascarillas, para evitar los efectos del humo. No contemplaron que la humareda procedente de la gigantesca pira podía tener efectos narcóticos para los vecinos de Tangerang.

Y así ocurrió. Los gases emanados afectaron a buena parte de ellos, llegando incluso a intoxicarles provocándoles dolores de cabeza y mareos intensos. Hasta pasadas unas horas no atribuyeron su malestar a una sobredosis por inhalación de marihuana.

En el mismo proceso destructivo, la policía pulverizó casi dos kilos de metanfetamina cristalina y 2500 pastillas de éxtasis y de heroína. Afortunadamente estas drogas no provocaron una humareda capaz de drogar a todo un pueblo.