Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

Según fuentes policiales a Onda Cero

Hallan muerto a Miguel Blesa en una finca de Córdoba con un disparo en el pecho

El expresidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, ha aparecido muerto en una finca de Córdoba con un disparo en el pecho, según confirman fuentes policiales a Onda Cero. Las mismas fuentes afirman que el suicidio podría ser la causa, pero no descartan la posibilidad de que haya sido un accidente. El cadáver ha sido trasladado al Anatómico Forense de Córdoba para practicarle la autopsia.

Onda Cero | Madrid
| 19/07/2017
Miguel Blesa, el expresidente de Caja Madrid

Miguel Blesa, el expresidente de Caja Madrid / EFE

Miguel Blesa ha aparecido muerto en una finca de Córdoba con un disparo en el pecho efectuado con una escopeta de caza en lo que parece un suicidio, aunque no se descarta la hipótesis de que haya sido un accidente, según confirman fuentes policiales a Onda Cero.

El cuerpo ha sido hallado a las ocho de la mañana en su coche en la finca Puerto del Toro, en la localidad de Villanueva del Rey (Córdoba), hasta la que se han desplazado agentes de la Guardia Civil y facultativos médicos que sólo han podido confirmar el fallecimiento.

Según han detallado las fuentes policiales, Blesa llegó a la finca sobre las 2.00 de la madrugada y esta mañana se encontraba desayunando junto a un amigo, el dueño del coto que frecuentaba, cuando se ha excusado de la mesa para mover su coche, aparcado en unas cocheras.

Instantes después, el amigo ha oído un disparo y ha alertado de inmediato al guardés de la finca que ha avisado a los servicios de emergencias.

Blesa, que iba a cumplir 70 años el próximo 8 de agosto, fue condenado en marzo por la Audiencia Nacional a seis años de cárcel por el uso de las 'tarjetas black' de Caja Madrid (fue su presidente entre 1996 y 2010) al considerarle culpable de gastar con este medio 436.688 euros.

Junto a él fueron condenados los otros 64 usuarios de estas visas, entre ellos su sucesor al frente de la entidad, Rodrigo Rato, que como él recurrió en abril la sentencia ante el Tribunal Supremo y, por tanto, no llegó a ingresar en prisión.

Sí lo hizo en 2013 de forma provisional por la compra de un banco en Florida (EEUU) pero tras pagar una fianza de 2,5 millones de euros salió veinticuatro horas después.

En junio de ese año volvió a ser encarcelado, si bien la Audiencia Provincial anuló esta causa y puso en libertad al banquero.

Además, Blesa se enfrentaba a otras dos investigaciones judiciales, una relacionada por su gestión al frente de Caja Madrid y los supuestos sobresueldos que recibió su cúpula y otra por su aparición en los denominados "papeles de Panamá".