inflación

La inflación se modera en agosto: el IPC baja cuatro décimas, hasta el 10,4 %

La tasa de inflación se ha moderado ligeramente en agosto al bajar cuatro décimas, hasta el 10,4 %, debido principalmente al descenso del coste de los carburantes

ondacero.es

Madrid | 30.08.2022 09:08

La inflación se modera en agosto: el IPC baja cuatro décimas, hasta el 10,4 %
La inflación se modera en agosto: el IPC baja cuatro décimas, hasta el 10,4 % | EFE

El Índice de Precios de Consumo (IPC) subió una décima en agosto en relación al mes anterior, pero moderó su tasa interanual cuatro décimas, hasta el 10,4%, manteniéndose en niveles nunca vistos desde hace más de 30 años, según los datos avanzados publicados este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El dato de agosto, que deberá ser confirmado por Estadística a mediados del mes que viene, es cuatro décimas inferior al pico alcanzado el pasado mes de julio, cuando el IPC se situó en el 10,8%, su nivel más alto desde septiembre de 1984.

Con esta moderación de cuatro décimas, la inflación acaba con una racha de tres meses consecutivos de ascensos en su tasa interanual: en mayo escaló hasta el 8,7%; en junio superó los temidos dos dígitos (10,2%) y en julio se disparó hasta el 10,8%. Agosto es, por tanto, el tercer mes consecutivo en el que la inflación supera las dos cifras.

¿A qué se debe esta moderación?

Según el INE, la moderación del IPC interanual hasta el 10,4% se debe, principalmente, a la bajada de los precios de los carburantes y, en menor medida, de los combustibles líquidos.

Por contra, en agosto subieron los precios de la electricidad (que se encuentran en máximos desde la entrada en vigor de la 'excepción ibérica), de los alimentos, de la restauración y de los paquetes turísticos, entre otros.

En términos mensuales (agosto sobre julio), el IPC registró en agosto un repunte de una décima, frente al retroceso de tres décimas experimentado en julio y el avance del 0,5% de un año antes.

La inflación subyacente, la más alta desde enero de 1993

La inflación subyacente (la que excluye los alimentos sin elaborar y los productos energéticos) ha escalado este mes tres décimas, hasta el 6,4 %, una tasa que, de confirmarse, sería la más alta desde enero de 1993.

Gráfico: evolución del IPC