Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

En Cuenca

Sergio Morate se niega a declarar en el juicio por la muerte de Marina y Laura

Sergio Morate se ha acogido a su derecho a no declarar en el juicio con jurado que se sigue contra él en Cuenca, acusado de los asesinatos de Marina Okarinska y Laura del Hoyo en agosto de 2015.

EFE | Madrid | 23/10/2017

Sergio Morate durante el juicio

Sergio Morate durante el juicio / EFE

Morate no ha querido declarar después de las exposiciones que han hecho el ministerio público, las acusaciones particulares y el abogado defensor, en el juicio con tribunal del jurado que se ha iniciado hoy en la Audiencia Provincial de Cuenca.

En sus exposiciones, tanto la fiscal Cristina Moruno como los abogados de las acusaciones particulares han expuesto al jurado su consideración de que Morate es el autor de las muertes de Marina y de Laura. Su abogado defensor ha subrayado que no hay una sola prueba que incrimine a su representado.

La representante del ministerio público y las acusaciones particulares han hecho hincapié en el carácter posesivo de Morate, que hacían que la relación de "dominación" fuera "absoluta" sobre Marina, según ha apuntado la fiscal, que ha añadido "hasta el punto que decide matarla cuando decide abandonarlo".

La fiscal ha sostenido que Morate mató a Marina con alevosía, dándole un golpe en la cabeza por detrás y poniéndole una brida en el cuello, mientras que hizo lo propio con Laura para evitar que se descubriera un crimen, por lo que su muerte debe considerarse también asesinato.

La representante del ministerio público pide que Morate sea condenado a 48 años de prisión por el doble asesinato, 25 años por el de Marina y 23 años por el de Laura, y que indemnice a las dos familias con 510.000 euros.

A su vez, los letrados de las acusaciones particulares de las familias de Marina y Laura también han hecho referencia a los agravantes que concurren en la causa, y se han referido a los antecedentes delictivos de Morate, que ya había sido condenado por delitos de violencia de género y pornografía infantil.

La abogada de la familia Okarinska ha pedido una pena de 31 y tres meses años de prisión por el asesinato de Marina y una indemnización de 650.000 euros, mientras que el abogado de la familia de Laura del Hoyo ha pedido una pena de 25 años de prisión por su asesinato y a que indemnice con 300.000 euros a sus padres y con 50.000 a cada una de sus dos hermanas.

El abogado defensor del procesado, por su parte, ha dicho al jurado que no hay ni una sola prueba que incrimine directamente a Morate.

También ha aseverado que desde un primer momento se ha buscado un culpable "y no se han tenido en cuenta otras alternativas".