Las familias retoman sus protestas en la calle ante un grave problema de inseguridad

Tras casi tres años, Educación sigue sin sustituir la peligrosa instalación eléctrica del colegio Santa María de Gracia

En octubre de 2018, los niños del aula matinal tuvieron que se evacuados ante un incendio originado en la cocina a causa de la obsoleta instalación eléctrica

Rosa Roda

Murcia | 10.06.2021 13:24

Tras casi tres años, Educación sigue sin sustituir la peligrosa instalación eléctrica del colegio Santa María de Gracia
Tras casi tres años, Educación sigue sin sustituir la peligrosa instalación eléctrica del colegio Santa María de Gracia | Onda Cero

Las familias de los alumnos del Colegio Público Santa María de Gracia de Murcia denuncian que han pasado 32 meses desde que la Consejería de Educación se comprometió a acometer la sustitución de la instalación eléctrica del centro, que actualmente supone un grave peligro para alumnos y personal del colegio, tras el incendio sufrido en octubre de 2018.

A pesar de ser una reivindicación que viene de muy atrás, fue el 2 de octubre de 2018 el día que saltaron todas las alarmas en el Centro Santa María de Gracia. A las 8,50 los niños que se encontraban en el aula matinal tuvieron que ser evacuados ante un incendio originado en la cocina, y que traía causa en la obsoleta y deficiente instalación eléctrica, con más de 40 años de antigüedad.

Incendio en cocina CEIP Santa María de Gracia
Incendio en cocina CEIP Santa María de Gracia | Onda Cero

"Se trata de un problema que supone un grave peligro para la seguridad de los alumnos, personal docente y administrativo. Recordamos que en nuestro centro hay 675 menores escolarizados" advierten de las familias.

SITUACIÓN ACTUAL

Los cortes eléctricos constantes por sobrecarga en la red alteran de forma continuada el buen desarrollo de la actividad escolar, dificultan el uso de las tecnologías e interrumpen la actividad lectiva y no lectiva (como por ejemplo en los refrigeradores de la cocina que han obligado en ocasiones a tirar la comida preparada para el servicio de comedor).

"Pero esta penosa situación no se trata solo de calor (clases que pueden superar con creces los 30º de forma continuada) ni de incomodidades: es un problema de SEGURIDAD. El centro no dispone de una red eléctrica en condiciones, ya que la misma como decíamos, es absolutamente obsoleta, y está fuera de la normativa" advierte la junta directiva del AMPA que lleva recogidas más de 2000 firmas y ha mantenido diferentes reuniones con representantes de la administración autonómica y municipal

Las familias afirman que la anterior Directora General de Centros, Remedios Lajara, se comprometió con ellos a la reforma integral de la instalación eléctrica a cargo de Fondos Sociales Europeos, reforma que tendría que haberse llevado a cabo varios cursos atrás.

"Dichas promesas aparecen incluso en declaraciones vertidas en diferentes medios de comunicación, donde se llega a señalar nuestro centro como prioritario. Sin embargo, han pasado 32 meses y no solo no se han iniciado los trabajos, es que en una posterior reunión con su sucesora al frente de la Dirección General de Centros, comunicaron que no se va a acometer ninguna reforma porque dichos fondos ya fueron gastados en otros centros" afirman indignadas.

Desde el AMPA advierten de que el grado de indignación de los padres del centro ha ido creciendo y creciendo a lo largo de los años porque sienten miedo a que se repita un incendio en cualquier momento y en cualquier lugar del centro escolar. "Estamos ante un problema de seguridad grave y de la administración solo llegan mentiras".

"Es por ello por lo que todos los viernes de junio venimos llevando a cabo movilizaciones y concentraciones en la puerta del colegio, intentando visibilizar nuestro problema"