Onda Cero Valencia desvela el proyecto del nuevo estadio

Así es el Nuevo Mestalla que tiene proyectado el Valencia

El coste total será de 115 millones de euros y tendrá capacidad para 46.000 aficionados ampliable a 72.000 con una cubierta de techo solar

Eduardo Esteve

Valencia | 28.02.2022 07:54

Vista aérea del nuevo campo de Mestalla
Vista aérea del nuevo campo de Mestalla | EFE

El Valencia tiene previsto presentar a lo largo de esta semana o a más tardar la próxima por 'registro de entrada' en las Consellerías de Territorio y Economía el proyecto del Nuevo Mestalla que se presentó ante Ximo Puig, president de la Generalitat, y Joan Ribó, alcalde de Valencia, ya con toda la documentación necesaria. Onda Cero Valencia ha desvelado en qué consiste ese proyecto que fue puesto sobre la mesa de las autoridades valencianas. Los plazos previstos son arrancar con la construcción en octubre de este mismo año para tenerlo finalizado en agosto de 2024 y arrancar la temporada 2024-25 ya en el Nuevo Mestalla.

El estadio tendrá un coste total de 115 millones de euros y contará con una capacidad uncial para 46.000 aficionados (la misma que el actual Mestalla) ampliable hasta 72.000 en caso de que fuera necesario. Además, está prevista una cubierta con paneles solares con un coste aproximado de 40 millones de euros que se pretende que sea costeada por alguna empresa de energías renovables ya que es una oportunidad única para este tipo de negocios de poder albergar una 'granja' en la misma ciudad. La intención es construir un estadio moderno y 100% sostenible medioambientalmente con uso los 365 días del año y en el que el aficionado pueda vivir una experiencia única.

El nuevo estadio de Mestalla estará inspirado en la ciudad y la cultura mediterránea. La intención es "convertirse en embajadores del estilo de vida mediterráneo por todo el mundo". Para ello hay tres pilares básicos y estratégicos:

  • La experiencia memorable del visitante y estilo de vida traducido en terrazas, restaurantes y espacios comerciales, museos, tours y salas de exposiciones, entre otros.
  • La conectividad e innovación: interacción con las video pantallas, conectividad 5G y wifi, cashless, acceso inteligente mediante NFC o biometría. Se trata de implementar las nuevas tecnologías para mejorar la experiencia de los aficionados y visitantes.
  • La hospitalidad: encuentros internacionales, celebraciones de empresa o diferentes eventos.

Aforo inicial de 46.000 ampliable hasta 72.000

El punto de partida en cuanto al aforo del Nuevo Mestalla será el actual estadio. Se partirá de una capacidad para 46.000 aficionados aunque la licencia se pedirá para 72.000. En caso de necesidad siempre se podría ampliar hasta esa capacidad.

El bowl del estadio ya está construido y se aprovecharán los tres anillos de los que consta. El primer anillo tendrá 20.000 butacas mientras que en el tercero habrá otras 20.000 ampliables en 30.000 más en caso de que la situación lo requiera. Esta ampliación se haría de manera ágil, rápida y flexible para que el estadio pasase a tener una capacidad de 72.000 aficionados.

La principal novedad se concentra en el segundo anillo. Tendrá una capacidad de 7000 personas, todas ellas con su butaca asignada los días de partido (es norma obligatoria que el aficionado que tenga un ticket disponga de su asiento). En el primer nivel del segundo anillo habrá una zona de restauración y ocio abierta todo el año para convertirlo en un espacio de referencia en la ciudad de Valencia. Esto permitirá poder disfrutar del Nuevo Mestalla los 365 días de año.

Para los días de partido, con la entrada para esa zona, se podrá disfrutar de la zona de ocio, terrazas y restauración además de tener el asiento asignado para ver el encuentro. El aficionado podrá circular libremente y dar la vuelta al estadio. En el segundo nivel de este segundo anillo estarán los VIP Boxes y el palco presidencial.

Estadio de Los Angeles FC en quien se inspirará el segundo anillo del Nuevo Mestalla
Estadio de Los Angeles FC en quien se inspirará el segundo anillo del Nuevo Mestalla | ondacero.es

En el anillo inferior y a pie de calle, habrá 20.000 metros cuadrados disponibles para espacios y locales comerciales. Tres de estos espacios tendrán vista al césped. No se tratará de un nuevo centro comercial sino que será destinado más para usos del club como la megastore, el museo, terceros dando actividad los 365 días del año o partners. Además, habrá un espacio abierto de más de 6.000 metros cuadrados que será propiedad privada del Valencia CF para uso público. En este espacio, se podrán realizar actividades de marketing, acciones culturales al aire libre como fan zones, conciertos, actividades sociales…

Y junto al estadio se construirán dos torres de uso terciario de más de 40.000 metros cuadrados. Estas dos torres podrán albergar oficinas, hotel y otros usos comerciales. Esta parcela de 40.000 m2 será vendida por el Valencia y el dinero obtenido irá destinado a las obras del Nuevo Mestalla. No será el único activo “no esencial” que venda al Valencia para sufragar el coste de las obras. Además, se pretende trasladar las oficinas al Nuevo Mestalla y vender el edificio actual de Micer Mascó.

Coste total del estadio: 115 millones de euros

Actualmente, hay gastados alrededor de 180 millones de euros en el Nuevo Mestalla. Se pretende destinar otros 115 millones de euros en su finalización, entre obra, proyectos e impuestos con lo que el coste total del Nuevo Mestalla estaría en cerca de 300 millones de euros.

El Valencia utilizará los 80 millones destinados a mejora de infraestructuras procedentes del fondo CVC. De esta cantidad únicamente se puede disponer justificando su gasto ante LaLiga. El club entiende que es una oportunidad única de finalizar el Nuevo Mestalla, que lleva parado desde hace 13 años, al disponer de este dinero.

Los 35 millones restantes que faltan hasta los 115 el Valencia pretende obtenerlos de la venta de las dos torres junto al Nuevo Mestalla y de otros activos 'no esenciales' como el edificio donde actualmente tiene sus oficinas. A esta cantidad de 115 millones habría que sumarle 40 millones más que sería el coste de la cubierta. Pero en el caso de esta cubierta la idea que lleva el Valencia es que una empresa de energía renovable sea quien corra con el gasto.

La cubierta del Nuevo Mestalla

El Valencia estima que el coste de la cubierta estaría en torno a los 40 millones de euros. Se trata de 30.000 metros cuadrados de techo con los que se pretende convertir al Nuevo Mestalla en el primer estadio del mundo 100% sostenible. La idea es realizar una cubierta completamente solar.

Actualmente, se está en conversaciones con varias empresas de energías renovables que puedan explotar a 40 ó 50 años los paneles solares de esa cubierta y que sería la que sufragaría los 40 millones de euros que costaría su construcción. El estadio se abastecería de esta energía y además la ley le permite vender a esta empresa la energía a casi 2 kilómetros a la redonda con lo que se podría beneficiar el barrio colindante. Sería la primera “granja” construida en una misma ciudad y no a las afueras como viene siendo habitual.

Plazos previstos para la construcción

El Valencia ya ha solicitado al Ayuntamiento la modificación del proyecto de obra. Este es el primer paso ya que se trata de tramitar una nueva licencia al haberse producido modificaciones respecto al último proyecto de 2017.

Por otro lado, esta misma semana o a más tardar la próxima se presentará por 'registro de entrada' toda la documentación necesaria ante la Conselleria de Territorio y la de Economía. Si todo va bien la intención es arrancar con las obras en octubre de este mismo año y finalizarlas en agosto de 2024 (unos 20-22 meses).

En cuanto a la ATE y la prórroga de 90 días hábiles esta finaliza a mediados de abril. El Valencia no quiere agotar los plazos y presentará antes la documentación para que se pueda prorrogar la ATE. En cualquier caso, la ATE está vigente hasta 2025.

Es fundamental para el Valencia que la ATE siga en vigor ya que la intención una vez acabado el nuevo estadio será vender las parcelas del actual Mestalla a un precio sensiblemente mayor. El dinero que se obtenga en un futuro por la venta del actual Mestalla iría destinado a rebajar la deuda del Club.

En cuanto al Polideportivo de Benicalap se ha rehecho el proyecto en función de las necesidades presentadas por la Fundación Deportiva Municipal. En octubre se presentó el proyecto definitivo y la intención es que las obras comiencen en marzo de este año para estar finalizadas en el plazo de año y medio.

Los arquitectos del proyecto siguen siendo Fenwick Iribarren y para las obras se realizará un estudio de las ofertas que se presenten aunque lo ideal es que las terminaran Bertolín-FCC que fueron quienes las iniciaron.

Impacto económico para la ciudad de Valencia

El presidente del Valencia Anil Murthy y los técnicos del conjunto de Mestalla defendieron ante Ximo Puig y Joan Ribó el impacto que tendrá para la ciudad de Valencia la finalización del Nuevo Mestalla. La valoración total estaría por encima de los 400 millones de euros.

El Valencia estima que el impacto con todo lo relacionado con la construcción del nuevo estadio sería de 200 millones de euros en los próximos tres años. Además, se produciría una dinamización de la actividad comercial en la zona los 365 días del año, creación de nuevos puestos de trabajo, revitalización y revalorización del barrio de Benicalap además de los ingresos fiscales .

Con el actual Mestalla, en el momento en que se vendan las parcelas y comiencen las obras para su uso residencial se estima un impacto también de otros 200 millones de euros.

En definitiva, el Valencia está ante la mejor oportunidad de finalizar el Nuevo Mestalla al poder disponer de los 80 millones de euros del fondo CVC destinados a la mejora de infraestructuras, las instituciones están ante la mejor oportunidad de terminar con un problema que lleva 13 años enquistado y las empresas de tecnología, innovación y las de energías renovables están ante una oportunidad inmejorable ya que se trata del único estadio en construcción de España.

Si el proyecto sigue adelante en los términos que el Valencia ha planteado ante las instituciones, el aficionado valencianista podrá disfrutar de un estadio moderno adaptado a los nuevos tiempos y no low cost como afirmaba la vicealcaldesa Sandra Gómez.