REUNIÓN XIMO PUIG- PERE ARAGONÉS

Cataluña y la Comunitat se unen por los fondos UE pero no avanzan en financiación

Puig y Aragonès han acordado crear un “corredor de intereses compartidos” y un grupo de trabajo para aprovechar el potencial de los fondos europeos. Sobre la financiación, Aragonès solo ofrece reclamar otro Fondo Covid para 2022

Nuria Moreno

Valencia | 08.09.2021 15:33

El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, y su homólogo catalán, Pere Aragonès, se han reunido este miércoles en València para abordar varios asuntos, como la financiación autonómica, los fondos europeos o la importancia de impulsar el corredor mediterráneo. Un encuentro del que ha salido el compromiso de las dos autonomías de “cooperar” en proyectos relacionados con la salud mental, la sostenibilidad o la reciprocidad audiovisual.

“Los lazos entre los dos territorios existirán siempre independientemente de cuestiones como el encaje o no encaje político con el Estado o Europa, por nuestra parte toda la colaboración”, ha dicho el president catalán. Por su parte, Ximo Puig ha definido el nuevo escenario como “un corredor de intereses compartidos”, aunque cada comunidad tenga “proyectos políticos diferentes”.

Aragonés ha dejado claro que Cataluña entiende “la necesidad de una mejora de la financiación” en la Comunitat Valenciana, pero ha insistido en que su proyecto político “tiene otra hoja de ruta” que no pasa por buscar soluciones a medio o largo plazo. Lo que sí han acordado los dos presidentes es pedir al Gobierno de España que se amplíe a 2022 la transferencia de más fondos extraordinarios.

Aragonès también ha asegurado que comparte la visión de Ximo Puig sobre la fiscalidad (el llamado ‘dumping fiscal’ de Madrid) y sobre el efecto capitalidad. “Cualquier iniciativa para limitar la competencia desleal contará con nuestra complicidad”, ha puntualizado el presidente catalán. En este sentido, Puig ha matizado que no propone “ningún frente” en materia de financiación autonómica, sino que se trata de “tejer alianzas para ir avanzando”.

Finalmente, los gobiernos catalán y valenciano han acordado la creación de un grupo de trabajo estable, que comenzará a trabajar en los próximos días, para establecer sinergias, crear consorcios empresariales comunes y gestionar los fondos europeos.