Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

BOMBEROS FORESTALES

Dionís Montesinos abandona la huelga de hambre al ver un compromiso inmediato por parte de la Generalitat

Después de 8 días sin ingerir alimento, Dionis Montesinos, cree que ha logrado su objetivo y abandona la huelga de hambre. Lucha porque los bomberos forestales autonómicos puedan recibir un marco retributivo acorde a sus funciones. Sin embargo, los bomberos forestales de Valencia, no creen en el compromiso de Puig y continuarán con la huelga hasta que sea una realidad. El día 19 de octubre anuncian nuevas movilizaciones.

ondacero.es | Castellón | 10/10/2018

"Marcha de fuego" contra la precariedad laboral de los bomberos forestales

"Marcha de fuego" contra la precariedad laboral de los bomberos forestales / EFE

El bombero forestal, Dionís Montesinos, abandona la huelga de hambre al ver cumplidas sus peticiones por parte de la Generalitat. Después de 8 días sin ingerir alimento, Montesinos cree que ha logrado su objetivo: que 742 bomberos forestales autonómicos vean recompensadas sus funciones económicamente. Un acuerdo que todavía no celebran pero que ha sido motivo, al menos, de abandonar la huelga.

Así, el president de la Generalitat, Ximo Puig, se ha comprometido a consolidarles los pagos salariales en tres ingresos, uno de ellos antes de este mismo viernes. Además, el director general, Jose Maria Angel, se ha comprometido a la contratación directa de todo el personal y que esos complementos los consolide la propia Agencia. Motivo por el cual, Montesinos ha abandonado definitivamente la huelga.

Una huelga que, tal y como ha ido contando desde entonces Onda Cero Castellón, comenzó Montesinos el día 1 de octubre con otro compañero, que tuvo que abandonar en el día 5 por problemas de salud. Reclamaban la firma de la ministra de hacienda, Maria Jesus Montero, para que los bomberos forestales pudiesen incrementar los salarios a la par que han ido incrementando sus funciones, y es que desde el día 1 de enero, los bomberos autonómicos doblaron sus trabajos pero continuaban con un salario de poco más de 800 euros mensuales. Ahora, la firma no ha llegado, pero sí el compromiso de Puig.

El president de la Generalitat asegura ha asegurado al colectivo que dejarán de estar contratados por TRAGSA, un grupo que según Montesinos, hace negocio con el fuego.