Primera noche con el "toque de queda"

La Policía Local impone 90 denuncias, interviene en dos fiestas privadas y disuelve tres botellones

El ayuntamiento destaca la escasez de incidencias y la colaboración mostrada por los establecimientos de hostelería y restauración

Pepe Requena

Alicante | 25.10.2020 13:42

La concejalía de Seguridad del Ayuntamiento de Alicante ha destacado que el amplio dispositivo organizado por la Policía Local para garantizar el toque de queda durante la primera noche, ha funcionado sin incidentes y con la colaboración activa de los establecimientos de la hostelería y restauración, que han ayudado a desalojar las terrazas y locales con anterioridad a la una de la madrugada.

El concejal de Seguridad, José Ramón González, ha agradecido “a todos los ciudadanos que han colaborado y cumplido el toque de queda en esta primera noche, una de las más complicadas, y que ha transcurrido con normalidad y sin incidentes”, y se ha mostrado muy orgulloso de “la colaboración de nuestros establecimientos de hostelería que han ayudado en todo momento a la Policía Local, incluso con el desalojo de sus terrazas y locales para que estuvieran cerrados antes de la una de la madrugada”.

Más vigilancia

El Ayuntamiento de Alicante ha preparado un dispositivo para proteger y hacer cumplir las medidas decretadas con el doble de agentes policiales, intensificando la vigilancia a pie por las principales zonas de aglomeración de personas, para informarles de las nuevas mediddas en Castaños, Explanda, casco antiguo, Pintor Javier Soler, Plaza de Manila, Costa Blanca, Naciones, Isleta, Vicente Hipólito, entre otras. Asimismo desde las diez de la noche y hasta las seis de la mañana, la Policía Local ha cerrado todos los parques, jardines y playas del término municipal de Alicante.

El edil José Ramón González ha animado a “seguir con la alta concienciación ciudadana de los vecinos para ganar la batalla a la pandemia, y a continuar extremando las medidas de prevención higiénico sanitarias en el uso de mascarillas, distancias sociales evitando las fiestas, reuniones sociales y botellones”.

Sanciones

Antes de la entrada en vigor del toque de queda, la Policía Local ha impuesto 90 denuncias por no llevar mascarillas, consumir alcohol y fumar sin mantener las distancias. También se han denunciado dos fiestas en viviendas y desalojado tres botellones, uno de ellos en la Plaza Virgen del Remedio.

Los agentes han acudido a la calle Los Doscientos, donde el propietario de la vivienda ha sido denunciado por organizar una fiesta privada en su domicilio, así como un inquilino, en la calle Pintor Lorenzo Casanova, también sancionado por tener otra fiesta con varias personas en su domicilio.

La Policía también ha sancionado al titular de un local de la calle Primavera por incumplir el horario de cierre y permitir que los clientes fumaran en su interior.