Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

Victoria por la mínima

Triunfo con sabor argentino

El Málaga se impuso en la 24ª jornada de liga al Athletic de Bilbao de Bielsa por un gol a cero, tanto de Saviola. Las paradas de Willy evitaron el empate.

ondacero.es | Málaga
| 16/02/2013

Buen partido el visto sobre el nuevo césped del estadio de La Rosaleda, aunque el resultado fue corto. Pellegrini hizo rotaciones en el 11 con vistas a la ida de los octavos de final de la Liga de Campeones ante el Oporto en Do Dragao. Así las cosas veíamos arrancar el partido a jugadores como Lucas Piazon o Portillo, y sobre todo, por los nombres que había en el banquillo, Demichelis, Joaquín, Toulalan o Santa Cruz.

A pesar de las rotaciones el Málaga hizo una buena primera mitad, con los leones sin conseguir juego combinativo y con escasas oportunidades de cara a portería. En esta parte se produjo el único tanto del partido, obra de Saviola en el minuto 17 a pase de Lucas Piazon, que cuajó un gran partido en su debut como titular. Aunque la gran figura de este periodo y del partido en general, fue Willy, que en este tiempo paró a bocajarro un remate de Aduriz. Con el 1-0 se llegó al descanso en Martiricos.

Ya en el segundo periodo, el Málaga comenzó tal y como acabó el primer tiempo, dominando el juego y teniendo las ocasiones. Pronto llegaban los cambios al equipo de Pellegrini, que antes de la hora de partido metía a Toulalan y Santa Cruz, dando descanso a Saviola y Baptista. El Málaga no disponía de ocasiones claras, y el meta argentino malaguista prosiguió con su gran tarde, realizando paradas de gran importancia de cara al resultado final. A falta de 10 minutos para el final del encuentro Joaquín sustituía a Lucas Piazon, y precisamente en los últimos minutos, el del Puerto de Santa María tuvo en sus botas en un mano a mano con Raúl, la sentencia y el 2-0. No fue así, y el encuentro acabó con 1-0 y los tres primeros puntos cosechados en casa en el año 2013 para el Málaga.