Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

JORNADA 27 | REAL VALLADOLD 1-0 FC BARCELONA

Valladolid 1 - 0 Barcelona

El equipo azulgrana naufragó en su visita a Zorrilla, donde un gol de Rossi le dejó sin capacidad de reacción. Los cambios de Tata Martino no surtieron efecto y los intentos de empate en la segunda parte chocaron una y otra vez contra Mariño. Si el Real Madrid gana este domingo incrementará la distancia hasta los cuatros puntos.

G. Lascoiti |  Madrid |  08/03/2014

Salió el sol en Zorrilla para ver al mejor Valladolid de la temporada. Al Barcelona le entró la alergia primaveral en el peor momento de la temporada. Las dudas que acompañaban al equipo del Tata Martino en los últimos partidos dieron pasa al caos total. Un serio Valladolid y un gol de un inmenso Rossi dejaron sin respuestas al Barcelona, que vio como la Liga se aleja cada vez más.

La victoria del Valladolid, vital para sus aspiraciones de seguir en primera división una temporada más, fue más que justa. Los de Juan Ignacio Martínez ganaron en todas las facetas al equipo azulgrana: intensidad, pelea, lucha, fe en la victoria... Fue quizá uno de los peores partidos del Barça, justo antes de recibir al Manchester City.

El Barcelona no estuvo bien en defensa y tampoco en ataque. A sus dudas en la parte de atrás sumo una completa inoperancia en ataque. Durante la primera parte apenas sumó tres disparos ante Mariño. El más claro fue tras una cabalgada de Messi que sacó con muchos reflejos el meta vallisoletano. 

El Valladolid pronto entendió que este Barça ya no es ese equipo que ahora parece tan lejano. No hay ni rastro de aquel conjunto que hilaba fútbol y goles con facilidad extrema. El Tata ya no convence a nadie. Sus discursos no tiene continuidad en el campo.

Zorrilla comenzó a creer en la victoria pasado el cuarto de hora, cuando Rossi fue el más listo tras un par de rebotes. El balón acabó en sus pies y no dudó ante Valdés. El gol fue una losa para el conjunto azulgrana, incapaz de replicar y reaccionar.

Martino buscó soluciones sin conseguirlas en la segunda parte. Alexis, Sergi Roberto y Tello entraron por Cesc, Piqué y Neymar. El brasileño pasó, como muchos de sus compañeros, de puntillas por Zorrilla. Messi tampoco estuvo a la altura y dejó una pobre imagen.

Al Valladolid le bastó con subir la intensidad en defensa y un gran Mariño, que sacó un remate abajo de Messi, para dejar al Barcelona sin capacidad de reacción. Hasta el final lo intentó el Barça, pero una y otra vez tropezó ante el Valladolid y su inoperancia.

Zorrilla confirmó la crisis de fútbol que vive el Barcelona. La Liga cada vez está más complicada y el martes comparece en Manchester City en el Camp Nou. El Barcelona del Tata no carbura por mucho que el técnico argentino quiera contar otra cosa.